A perro flaco todos son pulgas. O eso debe pensar Terelu Campos después de anunciar que, definitivamente, deja Sálvame tras diez años siendo una de las colaboradoras del espacio. Su precipitada salida ha servido para que María Patiño, con quien ha mantenido una relación de idas y vueltas, haya desvelado la verdad de la guerra que les separa.

¿A conquistar el fin de semana?

> No hay vuelta atrás. Desde que Payasín tiró una tarta a Carmen Borrego en la edición okupa de Gran Hermano, todo ha ido de mal en peor. Las polémicas que se han generado en torno a la familia de María Teresa Campos hicieron que Terelu sufriera, en pleno directo, una crisis de ansiedad. Puso pies en polvorosa y no volverá. Al menos es lo que aseguró Carlota Corredera ante la derrota de sus compañeros que lloran, ahora, una ausencia que ellos mismos han provocado. Sin embargo, a pesar de que todos dejan claro que Terelu se va sin proyecto a la vista, son muchos los que se afanan en asegurar que la hija de María Teresa Campos podría recalar en Viva la vida.

No sería descabellado, pues el director del programa quiere salvamizar el formato y ya ha llevado hasta a Belén Esteban para intentar reflotar una audiencia que ha descendido considerablemente en las últimas semanas.