miércoles, 6 julio 2022 7:16

Lo que esconde el beso de Alberto y Charlene

Una declaración de amor en público o a través de las redes sociales es el truco más usado por las celebrities para decir sin decir nada que los rumores sobre la mala sintonía de la pareja o sobre una presunta ruptura no son más eso, especulaciones. Eso es lo que han hecho Alberto de Mónaco y su esposa Charlene, que después de meses de distanciamiento se han vuelto a encontrar con un beso, pero, ¿es oro todo lo que reluce?.

Lo niega rotundamente

>Las especulaciones entorno a su distanciamiento comenzaron cuando la princesa se desplazó a su Sudáfrica natal para colaborar con una campaña contra la caza de rinocerontes, que, además, coincidía con el cumpleaños de Aiva Grace, la hija del hermano de Charlene. Esto fue en junio, pues bien, la exnadadora volvió a ver a su familia en agosto y por último en octubre, cuando pasó unos días en Mónaco.

Pocas semanas después conocíamos que Charlene había ingresado por voluntad propia para recuperarse de un agotamiento físico y emocional profundo, a doce mil kilómetros de su marido y sus hijos, los mellizos Gabriela y Jaime de siete años. Una distancia que, según su esposo, no tiene que ver con que estuvieran a punto de divorciarse.

Siguiente: Alberto cree que eran rumores “maliciosos”