comscore
lunes, 28 noviembre 2022 12:59

La cruel realidad de los protagonistas de Física o Química detrás de las cámaras

Se cumplen diez años del estrellato de Física o Química de la mejor manera posible, con un nuevo estreno: Física o Química: el reencuentro. Una miniserie que ha devuelto a la juventud a los miles de jóvenes que se sentaban hace años en los sofás de sus casas para ser testigos de los momentos más traumáticos que ocurrían en el instituto Zurbarán. Los protagonistas han conseguido, incluso con el paso del tiempo, enganchar a los telespectadores, pero ¿qué pasa cuando se apagan los focos? ¿Cómo son realmente sus vidas lejos del estrellato? Todo lo que no sabes de Física o Química, a continuación.

Adrián Rodríguez: obligado a pedir ayuda

adrian rodriguez e1608717583248 La cruel realidad de los protagonistas de Física o Química detrás de las cámaras

> Todavía, hoy en día, son muchos seriéfilos los que le conocen como David y no como Adrián Rodríguez, su verdadero nombre de pila. Y es que su papel en Física o Química como novio de Fer, no solo supuso un antes y un después en su carrera profesional, también en la vida de muchos de los jóvenes españoles, que no eran capaces de confesar su verdadera orientación sexual.

Así pues, se convirtió en un auténtico referente que, sorprendentemente, se fue apagando poco a poco cuando en el año 2011 se emitió el último capítulo de Física o Química. Aquella época dorada de la que tanto se vanagloriaba el joven, terminó de repente, y con ella, su futuro como actor. Probó suerte en otros ámbitos, como la música, colaborando en Tu cara me suena, pero los meses de grabación pasaron volando y con ellos, sus nuevos proyectos profesionales.

Así pues, fueron tan solo unos años después cuando el joven se vio en la obligación de pedir ayuda y trabajo. Y lo hizo ni más ni menos que en Telecinco, en el plató de Sálvame, confesando que había “tocado fondo”, y asegurando que nadie le llamaba para encontrar trabajo. Fue entonces cuando aceptó participar en Supervivientes. Sus problemas con Hacienda le empujaron a saltar del helicóptero, un ahogo económico que no sirvió para que, tan solo unas semanas después, decidiera abandonar el concurso. Confesó en pleno directo que, en ese momento, necesitaba ayuda psicológica. Una declaración que dejó helado a los miles de seguidores que conocían a Adrían desde su estrellado en Física o Química. Pero, los sorprendente es que él no ha sido el único que ha tocado fondo.

Siguiente: “Estoy empezando a salir del agujero”