Suenan campanas de boda entre Belén Esteban y Miguel Marcos. La primera lo anunció a golpe de exclusiva en la revista Lecturas. Un reportaje que sirvió para teñir de polémica su regreso a la pequeña pantalla después de las vacaciones y que, según algunas fuentes, habría dejado a la de San Blas compuesta y sin familia política. Y es que una de las decisiones que ha tomado no ha sentado nada bien a los padres del conductor de ambulancias. O tal parece.

Una boda de ensueño

Belén Esteban

Lo tienen todo preparado. Aunque la boda entre la colaboradora de Sálvame y el conductor de ambulancias tendrá lugar el próximo mes de julio de 2019, la pareja parece haber querido dejarlo todo preparado antes de que el tiempo apremie. Fue ella misma la que anunció que ya tenían salón para los invitados, tarjetones preparados e incluso los vestidos escogidos. La premura con la que han organizado el evento hizo que muchos pusieran en duda las verdaderas intenciones de la pareja. Más bien fueron muchos los que pensaron que todo respondía al interés pecuniario de una y otro. Y más cuando no es la primera vez que Belén cumple el deseo de pasar por el altar.