comscore
miércoles, 17 abril 2024

Terelu Campos confiesa lo que hacía a escondidas: «fumando un porro dentro de un saco»

Terelu Campos ha vuelto a dejar a sus seguidores sin palabras en el último blog que ha escrito para la revista Lecturas. Este medio le ha contratado para escribir un espacio que lleva por título Lo que nunca conté y la colaboradora aprovecha para desvelar los episodios más desconocidos de su vida. Lleva muchos años siendo una auténtica estrella de los medios de comunicación y son pocos los secretos que le quedan por contar, pero todavía puede dar mucho juego. En su momento fue uno de los rostros más atractivos de los años 90 y eso provocó que los medios investigasen en su vida privada. Ahora sabemos que su infancia no ha sido tan fácil como parece.

Ser hija de María Teresa Campos le ha costado grandes disgustos. Se siente muy orgullosa de la presentadora, pero no olvida que ciertas personas le han mirado por encima del hombro y con una gran cantidad de prejuicios. Terelu ha tenido que demostrar en numerosas ocasiones que ha estado a la altura. A sus compañeros no le han exigido tanto como a ella, pero ella ha tenido que demostrar que no está en televisión por ser hija de María Teresa Campos.

Es cierto que ha firmado contratos muy importantes gracias a su talento, pero siempre ha tenido que luchar contra leyendas que no le han hecho ningún bien y que han ensuciado su buena reputación. A esto se ha unido que su figura pública genera mucho dinero y varios rostros han querido sumarse a su tirón mediático. Este podría ser el caso de Pipi Estrada, con el que mantuvo una relación sentimental durante dos años.

Terelu Campos confiesa que fumaba porros

maria teresa campos y terelu
Terelu Campos y su madre posando juntas en un evento

>La confesión que ha hecho Terelu Campos en su último blog ha dejado a todos sin palabras. Los espectadores saben que es muy sincera, pero nadie esperaba que fuera a contar un episodio que formaba parte de su intimidad. Ha cometido un gran riesgo porque ahora sus enemigos pueden aprovechar estas palabras para hacerle daño, pero a ella lo único que le importa es hacer bien su trabajo. Le han contratado para mmm publicar un contenido atractivo y eso es justamente lo que ha hecho. También hay que tener en cuenta que lo que ha confesado no es muy diferente a lo que los adolescentes de su época solían hacer. La diferencia es que ella es una estrella y consecuentemente todos sus pasos están estudiados al detalle.

«¡Cuántas veces perdí el autobús por estar en ese campo fumando un porro dentro de un saco de dormir con mi compañera Julia! Yo estudiaba de cuatro a ocho de la tarde y las clases eran de cuarenta y cinco minutos. Los descansos eran de quince minutos y en ese tiempo yo iba a la cafetería y tenían alcohol a tutiplén. Me he llegado a tomar hasta un sol y sombra: coñac con anís. Lo mejor es que no me gustaba ni una cosa ni la otra. Esas cosas pasaban a mis 16 años, que podías estudiar y tomarte un copazo en la cafetería del instituto», ha escrito exactamente.

En Cotilleo.es sabemos que Terelu Campos ha confesado que aquella época no fue tan fácil como parece. María Teresa Campos vivía en Málaga y decidió mudarse a Madrid para empezar una nueva vida. Terelu y Carmen Borrego se quedaron con su padre, pero un triste suceso familiar les obligó a trasladarse a Madrid. ¿Por qué es tan difícil ser hija de una estrella? Lo cierto es que Terelu estaba acostumbrada a que reconociesen a su madre por la calle porque María Teresa era muy conocida en Málaga.

Sabemos por qué se adaptó tan pronto a Madrid

Terelu Campos
Terelu Campos en un plató de Televisión

>Terelu ha explicado que enseguida empezó a trabajar en Madrid y que eso le ayudó a adaptarse a la ciudad. Es evidente que tuvo que cambiar de vida y que este cambio fue muy drástico, pero afortunadamente supo cómo hacerlo. Ha reflexionado sobre este tema y es una de las pocas veces que se sincera al respecto. Estaría bien saber que piensa María Teresa Campos, aunque la presentadora ha dejado de conceder entrevistas porque dicen que su estado de salud no es tan fuerte como antaño.

«Yo venía retorcida de Málaga con el tema de los estudios. Eso me hizo deambular por varios institutos de Madrid y al final, con 18 años, me dieron la oportunidad de trabajar en la radio en la producción de un programa de fin de semana. Allí empecé haciendo un horóscopo divertido relacionado con canciones. La música siempre ha formado parte de mi vida por mi padre y, sobre todo, por mi madre. Ella hizo muchos programas de éxito en Málaga. Confieso que me costó menos de lo que creía adaptarme a Madrid», confiesa Terelu. ¿Qué consecuencias generará esta confesión? De momento todas han sido buenas.