comscore
martes, 27 septiembre 2022 16:36

Bizcocho de yogur: la receta súper sencilla para la que no necesitas horno

Hacer un bizcocho de yogur es quizás una de las recetas de las que siempre tira cualquier persona que quiere hacer sus primeros pinitos en la cocina con un postre. Se puede decir que ésta es una de las más populares y seguramente la que más veces se haya hecho en las casas y sin apenas variantes. Es un bizcocho muy sencillo, porque todas las medidas se toman con el propio vaso del yogur y no hace falta ni báscula. Tampoco se necesitan ingredientes fuera de lo común. Como no todo el mundo tiene horno en casa, hoy vamos a contar cómo hacerlo en ese caso, porque se puede hacer y no solo de una manera, sino de cinco maneras distintas -alguna incluso más rápida-, que en los tiempos de crisis, cualquier truco para aprovechar mejor los recursos que uno tiene a mano siempre es bien recibido.

Bizcocho hecho en sartén

bizcocho
Hasta en una sartén se puede hacer el bizcocho

Aunque parezca sorprendente, también se puede hacer el bizcocho en una sartén, si tienes una honda antiadherente de unos 26-28 centímetros de diámetro con tapa –que no tiene por qué ser de la sartén-. El diámetro de la sartén tiene que ser algo más grande que el que necesitarían en un molde para hacerlo en el horno porque al hacerlo aquí nos interesa que el bizcocho sea más bajito y así se pueda cocer bien el interior sin que se nos queme por fuera. Lo primero es engrasarla con aceite o mantequilla, se pone a fuego medio para que se caliente lo justo y se echa la masa teniendo en cuenta de que esta no supere los 2/3 del volumen de la sartén. Luego se baja el fuego al mínimo, se tapa y se deja cocer durante 35 minutos. Comprobamos que el palillo salga limpio y retiramos del fuego y se deja que se enfríe dentro de la sartén durante unos 10 minutos, y finalmente se desmolda y se deja enfriar en rejilla.