domingo, 18 abril 2021 22:29

La drástica decisión de Terelu Campos ante su declive profesional: enseñar su verdadera cara

Terelu Campos empezó a trabajar en los medios de comunicación gracias a su madre, María Teresa. Pero, enseguida quiso desvincularse de ella, y comenzar una andadura en solitario. Durante la década de los noventa, fue uno de los rostros más perseguidos por la prensa. Se convirtió en la presentadora estrella de Telemadrid y, su programa, Con T de tarde, tuvo una gran repercusión entre el público. Terelu logró dejar de ser la hija de Teresa para transformarse en uno de los personajes más cotizados por los medios de comunicación. Su proyección era incomparable y, cada paso que daba, se convertía en noticia.

Según ha contado ella misma, la presión mediática acentuó su timidez, y empezó a mostrar una faceta que no se correspondía con su verdadera personalidad. Terelu fue una auténtica estrella de su época, y se comportaba como tal. Sin embargo, los tiempos han cambiado, y la hija de Teresa no ha tardado mucho en adaptarse. Algunos periodistas aseguran que ha tirado por tierra el glamour que caracterizaba a la familia Campos. Pero, gran parte del público está encantado con que haya perdido la vergüenza. ¿Quieren saber que es lo último que ha hecho?

La hija de María Teresa fue la reina de Marbella

Terelu Campos en Marbella

> Terelu Campos era uno de los rostros más seguidos por los periodistas. Logró sacar un gran partido de su tirón mediático, y aquello la convirtió en el personaje perfecto para la prensa del corazón. Las excentricidades de la familia Campos despertaron un gran interés en el público y, cada vez se han conocido más detalles de las millonarias costumbres de Teresa y de sus hijas. El ritmo de vida de Terelu era envidiable. Pasaba los veranos en Marbella, concretamente en el hotel Coral Beach, donde reservaba una habitación únicamente para utilizarla como vestidor. “Parecía una estrella de Hollywood. Llegaba cargada de baúles y maletas, y alquilaban la planta entera del hotel. Se podían gastar unos diez millones de pesetas”, escribe la periodista Pilar Eyre.

Para cada ocasión sacaba modelazo, perfectamente peinada y maquillada. Aparte de los posados con la pareja de turno, a la puerta del hotel esperaba una nube de paparazis”, comenta una de sus amigas. Por ese motivo, Terelu siempre estaba preparada para lucir su mejor cara. Era consciente de que, esta fachada, se había convertido en un gran negocio, y cuidaba minuciosamente todos los detalles. “Las grandes marcas se interesaban en mí, como Suárez, que me enviaba joyas. Pero, hubo un momento en el que me salí de ese círculo”, declaró Terelu en su reality, Las Campos. La televisión dio un giro de 180 grados y, al adaptarse, la hija de Teresa cometió ciertos errores que le han pasado factura.

Siguiente: El episodio más vergonzoso de Terelu Campos