miércoles, 24 febrero 2021 20:48

Rafael Amargo, a punto de ingresar en una clínica para protegerse de su peor enemigo: “tengo una mano negra”

Rafael Amargo ha hecho frente a rumores que circulan sobre su persona, y ha acudido a Domingo deluxe para dar explicaciones sobre el proceso judicial que está atravesando. Recordemos que, hace unos meses, fue detenido por pertenecer a una organización criminal. El bailarín insiste en que todas las acusaciones son falsas, y que es víctima de una mano negra que quiere hundir su carrera profesional. Pero, los colaboradores le demostraron que no estaba diciendo la verdad, y Rafael se sintió muy ofendido ante este atrevimiento.

De hecho, tuvo un percance con la dirección del programa porque, según él, han aprovechado su nombre para atraer a la audiencia, y encima han destrozado su reputación. Jorge Javier, sacó la cara por la dirección de Domingo deluxe, e intentó reconducir la entrevista para que su invitado diera las explicaciones necesarias. Rafael Amargo insiste en su inocencia, y pide que cesen las acusaciones para evitar cumplir con el consejo de sus familiares: ingresar en una clínica. No obstante, el público no ha quedado satisfecho, y ya ha bautizado esta intervención como el peor baile de Rafael Amargo.

“En mi casa no se vende droga, se vende alegría”

Rafael Amargo deluxe

> Rafael Amargo fue detenido por las autoridades tras ser acusado de pertenecer a una banda criminal y traficar con drogas. El bailarín siempre ha insistido en su inocencia, y sus detractores han asegurado que todo era una estrategia para dar más visibilidad a Yerma, su nueva función. “Yo soy un artista, siempre he llenado los teatros, y nunca he necesitado hacer esas cosas”, asegura. Tras estas palabras, gran parte del público pensó que realmente no se trataba de una argucia comercial, sino que el bailarín estaba implicado en el supuesto delito. A partir de ese momento, empezaron a ver la luz una infinidad de testimonios que hablaban del lado más oscuro de Rafael Amargo: drogas, fiestas y encuentros sexuales multitudinarios.

Lo primero que ha querido dejar claro el bailarín es que jamás ha hecho negocio con el tráfico de cocaína. “En mi casa no se vende droga, solo se vende alegría”, ha declarado en Domingo deluxe. Sin embargo, los colaboradores le han recordado que no estaba siendo sincero, pues la policía interceptó en su domicilio una alta cantidad de sustancias ilegales y una báscula de precisión. Kiko Matamoros, que estaba colaborando en el programa, enseguida dio la cara por él, y aseguró que todo aquello podría pertenecer al consumo propio. Rafael Amargo agradeció estas palabras, y confesó que el tertuliano tenía razón. Sin embargo, poco después hizo una declaración que echó por tierra esta escusa: “llevo siete años sin consumir cocaína”.

Siguiente: “He sido una víctima de todo este tema”