miércoles, 24 febrero 2021 6:43

Ana Rosa Quintana pide ayuda a la institutriz de Letizia Ortiz con sus hijos

Ana Rosa Quintana le pide ayuda a la reina Letizia Ortiz con sus hijos. La educación de la reina Letizia con sus hijas es un tema recurrente y muy manido. Tachada de muy dura, lo cierto es que si fuera libertina sería muy juzgada. Madre de la futura reina de España y de la infanta Sofia, sabe que tiene que estar a la altura de la exquisita educación de las jóvenes royals. Quizá si no fueran hijas del rey Felipe VI su educación sería la misma, pero sería algo más liberal. 

La princesa está a punto de cumplir catorce años y tiene o costumbres de niña pequeña o es que lleva un horario europeo en eso de acostarse a las 21:30. Además, de no tener redes sociales; no ver determinados programas; tener una alimentación equilibrada y sana que ayuda no solo a su cuerpo y su mente… Son muchas las costumbres que la reina habría inculcado a sus hijas. 

La primogénita de Felipe VI está destinada a seguir su camino. Algún día tendrá que enfrentarse a la enorme responsabilidad de ser la jefa de Estado de España. Aunque su educación académica esté yendo por el buen camino, la enfermiza sobreprotección de Letizia no le permite comportarse como una adolescente de su edad. 

¿Realmente la reina Letizia no ha hablado con sus hijas de la vida corriente? 

Reina Letizia, princesa Leonor e infanta Sofía Ana Rosa Quintana pide ayuda

> Como madre, Letizia Ortiz ha intentado protegerlas demasiado, y este afán por garantizar su bienestar las ha convertido en una especie de niñas burbuja, con pocas habilidades sociales en el mundo exterior, o eso creemos… Letizia antes de ser reina fue persona mundana, que se bandeó por el mundo y periodista… ¿Es la imagen que nos quieren transmitir o es la realidad? Lo que está claro es que la reina Letizia que se va de compras con sus hijas, habrá tenido con ellas conversaciones más allá de que el mundo es happy, happy.

Las hijas de los reyes ya no son unas niñas y dentro de poco tendrán que empezar a cumplir con sus obligaciones como infanta y princesa. Y saber lo que pasa a pie de calle, ¿o va a dejar Letizia que se ‘coman’ a su hija en un colegio nuevo? Pues mejor que te cuenten y que lo aprendas en casa que en la calle tergiversado todo… 

Si bien no hay mejor madre gallina que la reina Letizia para proteger a sus polluelos, porque ella sabe del bien y del mal de la calle como ciudadana de barrio y de pueblo, y de cómo son los periodistas. No pueden estar más protegidas. Una sobreprotección sin duda excesiva. Siempre mira a Doña Letizia o Don Felipe para buscar la aprobación en su respuesta, quienes sonríen y asienten para validarla. A día de hoy sigue llamando la atención que Leonor de Borbón casi no hable. Suele responder de forma muy escueta a las preguntas de la prensa y con un nerviosismo visible. 

Siguiente: La reina Letizia, una institutriz ¿más del estilo de la señorita Rottenmeier o más del de Mary Poppins?