Por todos es conocido la importancia que tienen los hábitos de determinados famosos en nuestra sociedad. Basta con que alguno de ellos luzca una prenda de ropa para que se agote en todas las tiendas. Muchos quieren ir a comer a los restaurantes que frecuentan sus referentes, e incluso repetir sus mismos viajes. Pero, ¿nos hemos parado a analizar con detalle aquello que no dudamos en alabar? Desde hace unos años, los tatuajes se han convertido en un complemento indispensable para estar a la moda. Hay quien se tatúa un nombre, una fecha o un dibujo. Nuestros famosos han caído en esta corriente, pero no todos han acertado en su elección. ¿Recuerdan las faltas de ortografía del texto que se tatuó Kiko Rivera?, ¡Hay muchos más! 

El tatuaje del que más se arrepiente Melendi  

> En una de sus canciones, Ramón Melendi, canta “por sentirme invisible me empecé a tatuar”. En una entrevista que concedió a la revista Mía, aseguró que fue exactamente lo que le ocurrió. El cantautor, pasó por una época complicada y, tras superarla, no dudó en dejarla reflejada en su piel. Según comentado en El Hormiguero, no se arrepiente de ningún tatuaje excepto del que tiene en el pecho. Se lo hizo a los dieciséis años, y su madre le dijo “Mira hijo, intuía que eras idiota, pero ahora lo has confirmado”. En aquella época, los tatuajes no estaban muy aceptados por la sociedad, sin embargo, llamaban poderosamente la atención de Melendi. Por ello se gravó una cruz de color verde en el torso.  

Con el paso del tiempo, pudo taparlo con otros dibujos y arreglar el error. A partir de entonces, decidió grabar en su piel únicamente a personas o hechos importantes para él. Tiene uno de su hija Carlota, de su madre, de su hermana y de su abuela. Recientemente, se ha tatuado la cara de su mujer en el pecho, encima del corazón “porque era el único sitio que me quedaba libre, comentaba entre risas.  

Siguiente: María Patiño se enfrentó a Violeta Mangriñan por su tatuaje