Si hay que buscar un referente de superación el primer nombre que nos viene a la cabeza es el de Álex Lequio. El hijo de Ana Obregón y Alessandro Lequio ha concedido una entrevista en la que ha sido muy sincero. Desafortunadamente, se han cumplido todos los presagios.

Un año para olvidar

> El pasado año 2018 ha sido sin duda uno de los peores años para Ana Obregón y Alessandro Lequio. Su hijo Álex acudía a urgencias porque se encontraba muy mal. Un dolor fuerte de espalda fue el motivo por el que el empresario tuvo que acudir al hospital. Sin embargo, un problema sin importancia se convirtió en una enfermedad muy grave. Le diagnosticaron cáncer. Tal y como informó Ana Obregón, se trata de un cáncer inusual en personas de la edad de Álex. Con tan solo 26 años se está enfrentando a una de las peores enfermedades.

La actriz Ana Obregón rápidamente se puso manos a la obra. Buscó ayuda de profesionales y pidió consejo a un oncólogo amigo de su familia. Sin más dilación, viajaron a Nueva York, Allí Álex Lequio permaneció más de seis meses donde fue sometido a varios tratamientos entre las que destaca la quimioterapia. Su aspecto desde entonces desmejoró. Desde el comienzo de su tratamiento, Álex permaneció durante unos meses en el anonimato. Pero desde hace un tiempo. el hijo de Ana Obregón ha estado muy presente en las redes sociales. En más de una ocasión ha asegurado que se encuentra cada vez mejor. Sus padres, en cambio, han mostrado su cara más débil antes los medios.

Siguiente: Un mala racha