Álex Lequio

El 2018 ha sido un año terrible para Ana Obregón. La enfermedad de Álex Lequio ha supuesto un antes y un después para la presentadora y actriz. Nada volverá a ser igual. En el periodo comprendido entre abril y septiembre no se separó de su lado. Ana, la eterna jovencita, jovial y divertida, ha sufrido mucho, pero ha demostrado una fortaleza fuera de lo común. Y ha demostrado que es una madre como pocas.

Ana, dispuesta a todo para que el cáncer no venciera a su hijo

ana obregon y alex lequio

> Fue el en el mes de marzo del pasado año. El hijo de Ana Obregón y Alessandro Lequio recibió una de las peores noticias que puede recibir un ser humano: padecía cáncer. Sin perder un momento, Ana se puso en contacto con los mejores médicos españoles, quienes le dijeron que el especialista en el raro tipo de cáncer que padecía su hijo estaba en el Memorial Sloane Kettering Cancer Center de Nueva York: el doctor José Balsega. El coste fue enorme.

Siguiente: Un tratamiento carísimo en todos los aspectos