Letizia Ortiz no entró con buen pie en Zarzuela. Su llegada estuvo envuelta en peleas entre don Felipe y sus padres. Ni don Juan Carlos ni doña Sofía veían con buenos ojos a la novia de su hijo. Más reposadas y positivas se mostraron Elena y Cristina. Entonces, uña y carne con su hermano. Si de algo se arrepienten las infantas es de haber apoyado a Letizia. En sus propias palabras, “un lobo con piel de cordero” que ha conseguido apartar a don Felipe de su familia. Elena y Cristina no perdonarán jamás a su cuñada una grave humillación que planeó a conciencia y ejecutó sin compasión. ¿Qué ocurrió? Te lo contamos todo a continuación.

Elena y Cristina rugen contra Letizia

> Hace unas semanas se produjo un hecho que enfadó mucho a la infanta Elena. Resulta que su hija y su sobrina Irene acudieron con doña Sofía al cine. Fue lo que se conoce como una tarde de chicas. Las dos se llevan muy bien con su abuela, a la que adoran. Hasta aquí, todo normal. Sin embargo el enfado de la infanta llegó cuando al día siguiente, su madre repitió el mismo plan con doña Letizia, Leonor y Sofía. A la hija mayor de los reyes eméritos le cambió el semblante y pasó de la risa a la ira. No podía creer que su cuñada fuera capaz de hacer eso a sus sobrinas. Una cosa es que se propague en feos contra los adultos, pero ya con Victoria e Irene, pues como que no.

Lo cierto es que la reina no quiere tratos con su familia política. Algo que también ha impuesto a sus hijas. Leonor y Sofía crecen sin tener relación con sus tías, primos y primas por parte de padre. Ante esto, don Felipe calla. Una posición que solo se explicaría por la tan comentada influencia que la reina tiene sobre su esposo. El comportamiento de Letizia también ha hecho estallar a la infanta Cristina quien, desde Bidart, sigue los pasos de su hija en Palma. Por supuesto, lo sucedido es una línea más en la larga lista de agravios cometidos por la reina.

Siguiente:  El plan de Casa Real para salvar a Letizia