Lo que parecía ser un acto más en la agenda oficial de la reina Letizia ha generado una gran polémica. A causa de su fortísimo carácter, la mujer de Felipe VI ha vuelto a colocar en un lugar pésimo a la Casa Real española. La nuera de don Juan Carlos y doña Sofía vuelve a la carga, ahora como protagonista de un desaire que dará mucho que hablar.

Un aterrizaje nefasto en la monarquía

Reina Letizia

> La llegada de Letizia Ortiz Rocasolano a la familia real española supuso un auténtico soplo de aire fresco. Su noviazgo con el entonces príncipe de Asturias nos hacía creer en las verdaderas historias de amor y propiciaba que se escribiera un nuevo capítulo en nuestra historia. Un heredero al trono se casaba por primera vez con una plebeya. Alguien que no era de sangre azul nos representaría internacionalmente. Un hecho hasta entonces insólito que renovaba por completo la monarquía y sus arcaicas normas.

A pesar de que esto supuso un hito en España, Letizia, hasta entonces presentadora de los Informativos, tenía algo a su favor. Su historia no era única sino que estaba sucediendo en otras familias reales. La periodista no estaba sola. Otros herederos europeos también se habían fijado en mujeres que no formaban parte de la aristocracia. Personas con un controvertido pasado dispuestas a ponerse al servicio de un país. Sin embargo, estas similitudes no han servido a Letizia para hacer piña con el resto de consortes. Algo de lo que ha vuelto a dejar constancia tal y como te contamos a continuación.

Siguiente: Los motivos de su viaje exprés