Los colaboradores de Sálvame se han convertido en parte de la familia de muchos espectadores. Las cinco horas que dura el programa son suficientes para que el público les coja cariño. Muchos sufrieron cuando Mila Xímenez anunció que sufría cáncer de pulmón, y otros muchos se alegraron cuando Belén Esteban ganó el juicio a Toño Sanchís. Los seguidores del programa están muy atentos a la vida privada de todos los participantes de Sálvame. Pero no solo sus colaboradores han adquirido una gran repercusión. También hay reporteros que han adquirido un gran protagonismo. Fue el caso de Adriana Abenia, quien obtuvo su fama con una sección que hacía en los inicios del programa. Pero hoy venimos a hablar de Omar Suárez. Es uno de los periodistas con más seguidores, triunfa en redes sociales y… ¡Cada día está más cambiado! ¿Cuántos retoques estéticos se habrá hecho Omar desde que conoció la fama?

 

 

 

 

Así fue el momento más duro de Omar Suárez en Sálvame 

> El reportero de Sálvame cuenta con un pasado profesional que podría ser envidiado por muchos periodistas. Lo cierto, es que Omar no ha parado de trabajar desde que finalizó sus estudios de periodismo. Uno de los primeros trabajos que tuvo fue escribiendo en una revista sobre temas variados. Pero su momento glorioso llegó hace diecisiete años. En 2003 Omar fue contratado por Mediaset y, desde entonces, no han dejado de contar con él. Ha trabajado en los programas más emblemáticos de la cadena: TNT, Ana Rosa, Sálvame. Fue en este último programa cuando vivió uno de sus momentos profesionales más complicado. 

Tal y como le contó Omar al periodista Miguel Frigenti: “A veces es una locura. Siempre tengo que tener la maleta por si me mandan lejos”. Y es que ser uno de los reporteros más veteranos del programa también tiene sus inconvenientes. Cuando hay algún tema importante es él quien se encarga de cubrir la noticia. Por ello, fue enviado hasta la casa de los padres de María José Campanario para preguntarles sobre sus problemas con Belén Esteban. Allí recibió un trato nefasto y protagonizó un vídeo muy sonado. En él no conseguía sacar información a los protagonistas, pero las malas contestaciones que le dieron tuvieron gran repercusión. En ese momento Omar confesó: “Tuve miedo, no quería convertirme en un reportero de Aquí hay tomate”.  

Siguiente: Las redes sociales notaron su cambio físico