comscore
sábado, 4 febrero 2023 11:10

Kiko Rivera vuelve a estar enfrentado a los Pantoja: por qué no le llamaron cuando murió Bernardo

No hay paz para los Pantoja. El tío de Kiko Rivera ha muerto y nadie le ha avisado, lo que ha supuesto el golpe definitivo para la familia. Según cuentan para Cotilleo.es, Kiko y Bernardo Pantoja siempre estuvieron muy unidos. Es cierto que el marido de Irene Rosales tuvo más contacto con Agustín porque vivían prácticamente juntos. Pero a quién realmente quería era a Bernardo, de ahí que también tuviese una relación muy estrecha con Anabel. La colaboradora sabe perfectamente el cariño que existía entre ellos. Por eso su primo está tan enfadado con ella. No comprende su actitud. 

Según cuentan, Anabel Pantoja estaba tan devastada que no llamó a Kiko Rivera y hay dos motivos que justifican su postura. En primer lugar porque no fue ella la encargada de dar la mala noticia. Y en segundo porque no quería que Isabel Pantoja, hermana de Bernardo, tuviese un encontronazo en el hospital o en el tanatorio con Kiko. Era un momento en el que todos necesitaban calma y tranquilidad. Isabel Pantoja tenía que estar presente porque era su hermano y Anabel la eligió a ella, pero no por nada personal. Esto ha sido suficiente para volver a hablar de la mala relación que hay entre los primos.

Kiko Rivera, desolado y perdido por la muerte de su tío

Kiko Rivera vuelve a estar enfrentado a los Pantoja: por qué no le llamaron cuando murió Bernardo
Kiko Rivera en su canal de Twich

>El fallecimiento de su tío Bernardo Pantoja, con el que tenía una relación muy estrecha, le ha dejado muy tocado anímicamente. Sin embargo, la vida sigue y Kiko Rivera continúa inmerso en la recuperación del ictus que sufrió el pasado 21 de octubre y del que afortunadamente no arrastra ninguna secuela. En Cotilleo.es sabemos que se está tomando muy en serio su recuperación, por eso este golpe no le ha frenado. Quiere seguir adelante.

Este lunes, cinco semanas después del que confiesa ha sido el mayor susto de su vida, el hijo de Isabel Pantoja ha acudido a su primera revisión médica en el Hospital Universitario Virgen del Rocío. Una visita al neurólogo en la que ha conseguido dar esquinazo a las cámaras y que, como nos ha contado a su llegada a casa, ha ido muy bien. Todo está en orden.

Acompañado por su gran apoyo, Irene Rosales, Kiko ha levantado el pulgar para confirmar que ha estado el el hospital y que todo marcha a la perfección. Sin embargo, y aunque se encuentra bien, todavía no hace vida normal del todo como ha explicado a través de gestos y con una sonrisa. Irene también está siendo cuestionada porque no ha visitado a Anabel Pantoja.

Kiko Rivera no explica si tras esta revisión tiene el alta médica o tendrá que volver al hospital, ni desvela si ha podido hablar con Anabel Pantoja en los últimos días, muy complicados para ambos tras la muerte de Bernardo. Lo único que tenemos claro en Cotilleo.es es que Kiko lleva una vida normal. Salió de su casa para ir al supermercado y presumiendo de su pérdida de peso gracias a la vida saludable que está llevando desde que sufrió el ictus, ha vuelto a usar el gesto del pulgar levantado para revelar que todo va bien. Todo menos sus problemas familiares.

Anabel Pantoja se ha dado cuenta de quién le quiere de verdad

Kiko Rivera vuelve a estar enfrentado a los Pantoja: por qué no le llamaron cuando murió Bernardo
Anabel Pantoja en el velatorio de su padre

>Anabel Pantoja no tiene nada en contra de su primo, pero consideró que la persona que debía estar presente durante todo el proceso era Isabel Pantoja. La cantante adoraba a su hermano y varios testigos han asegurado que ningún momento se desentendió de él. Isabel era propietaria de la casa donde vivía Bernardo. Nunca le puso ninguna pega para seguir en ella, pero es cierto que ahora la quiere poner a la venta porque su hermano lamentablemente ya no vive. Esto ha dejado a la viuda. Junco, en una posición muy complicada. 

María Patiño ha explicado que Junco es una persona que siempre ha estado cerca de Bernardo y que nunca le ha traicionado. Han mantenido un matrimonio bastante convulso e Isabel Pantoja no fue a la boda, pero eso no quiere decir que detestara a la japonesa, como se ha contado. Anabel Pantoja ha sido testigo de un momento muy tierno que la propia Belén Esteban ha corroborado en Telecinco. Belén cuenta que cuando murió Bernardo, Isabel le dio la mano a Junco y no se separaron hasta que había pasado lo peor. Kiko Rivera no ha sido participé de nada de esto porque no le han dejado. De ahí viene su malestar.

Kiko Rivera está muy decepcionado con su familia y lo ha dado todo por perdido. Para él lo verdaderamente importante es que los suyos, sus hijos y su mujer, estén bien y lejos de los problemas mediáticos. Ha zanjado el asunto de una forma drástica. Quiere que Irene Rosales esté apartada de todo porque ella no tiene nada que ver. Eso no ha servido para que algunos critiquen su comportamiento y le acusen de no haber estado a la altura con Anabel Pantoja