martes, 5 julio 2022 21:06

Nuria Fergó, una afortunada, que asume los palos personales y profesionales

Nuria Fernández Gómez, más conocida por su nombre artístico Nuria Fergó lleva 20 años en el mundo de la canción. Para celebrarlo y cumplir esa promesa que se hizo, y que le hizo a su madre, Ana Gómez. Así, nos lo cuenta en una entrevista de lo más íntima. Con una afición a las rancheras más que desconocida, Nuria bien podría ser el relevo de la gran Rocío Dúrcal. Aunque ella, humilde, solo quería rendir un tributo y cantar esas canciones que tanto le gustan. Su salto a Latinoamérica es su próximo paso, y parece que lo tiene bien cerca.

¡Qué afortunada! 20 años viviendo de la música… Ese para mí es el mayor triunfo“, recuerda con la boca llena y la cara de lo más feliz… “Estoy muy contenta”, añade.

En esta entrevista más reveladora hablamos con ella de amores, de lo que hace en casa, de la música que lleva en el coche y de qué canta en la intimidad del hogar.

Nuria Fergó, las canciones y los artistas que le han marcado en su vida: de Rocío Dúrcal, a Rocío Jurado pasando por Ana Belén

> En una imagen que recuerda a la mismísima Paloma Cuevas, ha sacado un disco joya con 10 canciones que vienen a sacar más que nunca, el potencial que lleva dentro: Con Permiso. De lo más elegante, ha escogido canciones que son verdaderas rancheras y otras que ha versionado, al más puro estilo mariachi: Una canción inédita, Miguel Bosé, Mecano, Camilo Sesto, Rocío Dúrcal, Rocío Jurado, Sabina, Ana Belén. Es con esta última con la que ha hecho un dueto espectacular, algo difícil de imaginar: “No puede ser más generosa“. Pero, ¿cómo fue ese encuentro con la dama de la canción y del cine? Ella misma lo explica en el vídeo.

Yo de Ana Belén cantaba Lía, Derroche… Miguel Bosé, ese Te Amaré. Y con Manu Tenorio me dijo, ‘Lo que quieras'”, aunque Tenorio se quedó muy sorprendido lo que iba a hacer. Generosa como ella sola, agradece a todos los que han colaborado con ella haciendo un dueto y como no, a generaciones más jóvenes como Marina Carmona.

En definitiva: “He hecho el disco que me apetecía sin tener en cuenta el estilo“. Grabado entre Madrid y Los Ángeles con auténticos mariachis mexicanos, por Jacobo Calderón -hijo del gran Juan Carlos Calderón que trabajó con todas las grandes-, lo primero que él le dijo: “¡Qué huevos tienes!”.

Siguiente: Las canciones que han marcado su vida… De los momentos más felices a su separación