comscore
domingo, 27 noviembre 2022 16:30

Ana Obregón, devastada: «Estos tres años han sido una pesadilla»

Ana Obregón está pasando los peores momentos de su vida. Hace un año tenía que hacer frente a la muerte de su hijo, Aless Lequio, tras no superar su lucha contra el cáncer y hace apenas una semana fallecí su madre, Ana María Obregón. Dos golpes fuertes que le ha dado la vida de los que todavía no se ha recuperado, peor está apoyándose en toda la gente que le quiere para salir de esta.

Ana Obregón se acuesta con la risa de su hijo Aless

anaobregon aless cumpleaños

> Ana Obregón ha compartido en sus redes sociales una reflexión muy emotiva que sin duda refleja el momento por el que está pasando y lo cierto es que nos ha dejado sin palabras:

«Hoy me desperté totalmente convencida de que estos 3 últimos años de mi vida habían sido una pesadilla. Respiré profundamente llena de felicidad», comenzaba.

«Agradecí al Universo de corazón por la suerte de hijo, padres, familia y amigos que tenía», agradecía la expareja de Alessandro Lequio, el cual está muy pendiente de ella.

Sus fuerzas crecen, sabiendo que su hijo Aless está a su lado permanentemente: «Esperé como siempre en mi cuarto tus buenos días dibujados en la sonrisa más bonita del mundo, lleno de salud y genialidad. Tenía infinitas ganas de achucharte por la maldita pesadilla que había tenido».

Ana Obregón preocupa a sus familia y amigos

ana obregon con su madre

> Son días muy difíciles para la polifacética artista que preocupa sobremanera a su familia. Ellos no la sueltan: «Esperé la llamada de mi madre para ver si iba a comer con ellos como solía hacer casi todos los días cuando no trabajaba. Esperé…… La realidad me pegó una bofetada. Me gustaría soñar esta noche que os tengo cogidos de la mano y no despertar nunca«.

Con estas palabras, Ana Obregón refleja el delicado momento por el que está pasando. Aless, su hijo es su héroe. Utiliza sus redes sociales para compartir sus sentimientos con miles de seguidores y con gente que haya pasado lo que ella. La actriz está muy atendida por la gente que le quiere, pero sobre todo por sus familiares, que no la están dejando ni un minuto sola.