domingo, 18 abril 2021 12:07

MasterChef: las señales que alertan del final de Jordi Cruz

Es uno de los rostros más conocidos de la pequeña pantalla gracias a su papel de jurado en el que sin duda se ha convertido en el reality show más famoso de la televisión. El catalán, que cuenta con tres estrellas Michelín, está al frente de los fogones del programa desde sus inicios en el año 2013, pero nada es eterno en esta vida. En las últimas horas, algunas informaciones apuntan a que el final de Jordi Cruz en MasterChef podría llegar más pronto que tarde, y por lo visto desde la cadena pública ya le han encontrado un sustituto. ¡Qué fuerte! ¿Quieres saber qué ha pasado y conocer más detalles? Sigue leyendo, te lo contamos todo a continuación.

El Risto Mejide de MasterChef

jordi cruz en masterchef

> No cabe ninguna duda de que se trata de uno de los programas más prósperos de la televisión. Las claves de su éxito residen, como en todos los reality shows de la pequeña pantalla, en los concursantes que cada edición se someten a las duras pruebas del concurso para demostrar sus dotes culinarias. El casting es uno de los elementos más importantes del formato para seducir a los espectadores, pero los miembros del jurado también juegan un papel fundamental en este sentido. Samantha Vallejo, Pepe Rodríguez y Jordi Cruz forman un tándem perfecto que ha embaucado a millones de personas a lo largo de ocho ediciones con participantes anónimos y otras tantas con famosos, niños y hasta abuelos.

Cada uno de ellos juega un rol muy bien diferenciado que complementa a los demás. Mientras que Samantha Vallejo representa a la parte femenina del programa, Pepe Rodríguez desarrolla un papel más campechano y amable, recayendo sobre Jordi Cruz el siempre difícil personaje de ‘malo de la película’. El catalán se ha convertido en el Risto Mejide de MasterChef y sus comentarios a los aspirantes del concurso son tan duros que a veces rozan la crueldad. El cocinero no se muerde la lengua y no escatima en adjetivos descalificativos para describir los platos que los concursantes le presentan, una actitud que ya le ha costado más de un disgusto.

El episodio del ‘León come gama’, la receta que un inocente Alberto elaboró en la tercera edición de MasterChef, pasará a los anales de la historia de la televisión por lo que muchos consideraron un acoso y derribo público a un concursante que no pudo evitar venirse abajo y romper a llorar a lágrima viva. “Después de esto me voy a esconder en un pozo y no voy a salir en dos años“, lamentó profundamente avergonzado. Salió tan mal parado que ni siquiera quiso presentarse a la repesca de esa temporada, y la polémica alcanzó tanto revuelo que el Defensor del Espectador tuvo que pedir explicaciones al programa. Finalmente, Jordi Cruz se vio obligado pedir disculpas por haberse sobrepasado, pero su actitud en los siguientes programas no cambió y parece que no aprendió la lección.

Siguiente: El sustituto que suena para Jordi Cruz