miércoles, 24 febrero 2021 19:06

Ana María Aldón devastada: “Llegó un día que no quería vivir”

Ana María Aldón está pasando por un buen momento personal y profesional, y es que su puesto como colaboradora en Viva la vida, ya está más que consolidado y no deja de darle satisfacciones. En el programa de Emma García, la mujer de Ortega Cano parece haber encontrado su sitio y también una vía de escape a todos los problemas que tiene fuera de cámaras.

Así, la diseñadora ha querido abrirse en canal para la revista ‘Lecturas’, y ha hablado sobre algunos de los episodios más duros de su vida, como cuando empezó a salir con su marido o la relación que lleva actualmente con los hijos de éste, Gloria Camila y José Fernando. ¿Quieres saber todo lo que ha contado al respecto? Sigue leyendo…

Las verdaderas intenciones de Ana María Aldón con Ortega Cano

Ana María Aldón y Ortega Cano

> Desde que empezara a salir con José Ortega Cano, la vida de Ana María Aldón dio un vuelco completo, y es que pasó de ser una completa desconocida que admiraba a Rocío Jurado, a estar en el punto de mira tras conocerse su relación con el torero. Algo, que según ha costó muchísimo asimilar. “Entiendo que se dudara de las intenciones que llevaba con Ortega. Si yo hubiera estado en la parte de enfrente también habría dudado”, ha revelado en ‘Lecturas’. “Pero la vida es así. A los tres meses de conocerle me quedé embarazada y pensé que me iban a decir que lo hice a propósito. Lo afronté”.

Y es que la relación de la pareja empezó de forma tan rápida, que las malas lenguas no dudaron en poner en duda su amor. Sin embargo, Ana María asegura que con el tiempo ya ha aprendido a hacerle frente a las cámaras y a los rumores. “Al principio me asustaba mucho un micrófono y una cámara que quisiera hacerme una foto, porque era un terreno que no conocía. Si noto que ahora me apoyan más que al principio, pero entiendo que se dudara de las intenciones que yo llevaba”.

Además, la colaboradora de Viva la vida ha demostrado con creces su soltura en televisión, algo que podemos comprobar con cada una de sus intervenciones en el programa de Emma García, aunque también asegura que esa fama tan repentina que le ha llegado, no la ha hecho cambiar en absoluto. “Sigo siendo la misma persona, no he sufrido ninguna metamorfosis. Antes es verdad que tenía menos interés para algunos familiares que no se preocupan por mí y ahora quieren tener una relación estrecha conmigo”. Y es que por lo visto muchos se han querido acercar a ella por interés, aunque les ha cerrado las puertas rápidamente.

Siguiente: Ana María Aldón no olvida sus humildes raíces