domingo, 18 abril 2021 2:10

El Rubius, de estrella millonaria al más odiado de España: “no puedo descansar tranquilo”

Rubén Doblas Gundersen, más conocido como El Rubius, es uno de los youtuber más famosos del mundo. Con tan solo treinta años, el joven ha conseguido amasar una fortuna que algunos medios cifran en más de 9 millones de euros. En las últimas semanas, su nombre ha sonado con fuerza en los medios de comunicación debido a una polémica decisión que ha tomado: mudarse a Andorra. Muchos periodistas han criticado esta huida, pues consideran que únicamente lo hace para pagar menos impuestos. Sin embargo, El Rubius asegura que hay muchos más motivos por los que ha decidido dejar España. Una de las presentadoras más críticas con él ha sido Ana Rosa Quintana, quien ha liderado un batallón de ataque que ha terminado por destrozarle. En Cotilleo.es hemos descubierto que este youtuber tiene un misterioso pasado marcado por el acoso y los traumas. ¿Quieren conocer todo lo que hemos averiguado?

El Rubius defiende que ha estado a punto de arruinarse por culpa de Hacienda

Rubius novia

> El joven ha negado que su patrimonio sea tan jugoso como aseguran los medios de comunicación. “La mayoría sabe que no es una fuente de datos fiable”, les comenta a sus seguidores. Sin embargo, si ha querido demostrar que, a causa de su fortuna, ha tenido que hacer frente a unos salvajes impuestos que han estado a punto de arruinarle. Según ha contado, en 2019, su empresa ha generado pérdidas y, aun así, se vio obligado a pagar 390.000 euros. El público no ha quedado contento con estas explicaciones, pues le ha recordado que, esos impuestos responden a su millonario patrimonio. El Rubius ha recibido graves insultos, e incluso amenazas muy preocupantes, por ese motivo se ha esforzado por convertirse en víctima del escándalo.

Según ha publicado Vanitatis, la empresa de El Rubius tiene unos beneficios anuales de 3.500.000 euros. Esa es la razón por la que el youtuber tiene que enfrentarse a impuestos tan elevados. Sin embargo, parece no estar dispuesto a cumplir con las obligaciones tributarias de España, y más después de sentirse tan mal tratado por el país. Por ese motivo, ha decidido marcharse con su novia Irina Isaisa a una lujosa mansión en Andorra. Pocos detalles han trascendido sobre esta joven, pues parece que su relación es todo un misterio. Lo que si se ha confirmado, es que acompañara a su pareja en este polémico exilio voluntario. Antes de irse, El Rubius no ha agachado la cabeza ante sus detractores, y les ha recordó: “cada vez que pago impuestos me duele en el corazón”. ¿Cómo se habrán tomado esta provocación?