miércoles, 14 abril 2021 17:00

David Summers, al borde de la muerte

David Summers, el famoso cantante de Hombres G, ha dado un susto muy grande a todos sus fans y en especial a su hijo Daniel. Ha sido su propio hijo, el que está relatando cómo se encuentra su padre.

El famoso cantante de éxitos como Sufre mamón era ingresado de urgencia estos días y operado de gravedad por una peritonitis. Sus fans están más que preocupados. Su hijo Daniel, sabiendo la preocupación generalizada ha ejercido de portavoz de su padre: “Gracias a Dios, mi padre se encuentra mucho mejor de su inflamación”.

Manuel Summers enseñó a ligar a David Summers y así se hizo cantante

manuel summers padre de david summers hospital peritonitis

> Siendo un gran padre, mucho se ha hablado de la mala relación de David Summers con su padre Manuel cuando estaban en la cresta de la ola. Pero él se encargaba de desmentirlo así: “Pero ¿De dónde sacan esas gilipolleces? Eso no ha existido nunca, en la vida. Jamás he tenido mala relación con mi padre, y los Hombres G menos. Mi padre adoraba a los Hombres G. Eso es totalmente falso”, explicaba muy molesto.

De hecho fue el que le enseñó a ligar y por el que Hombres G casi existió.  “Mi padre cuando yo tenía 14, 15 años me comentó: ‘¿Tú quieres ligar?‘. Y yo le respondí: ‘Sí’. Y me dijo: ‘Pues aprende a tocar la guitarra‘. Y le dije: ‘¿Por qué?’, y dice: ‘Porque a las tías les encantan los tíos que tocan la guitarra‘. Y entonces aprendí. De hecho hay artistas, que solamente por estar en un escenario ya tienen su club de fans sin ser especialmente guapos porque tienen su tirón erótico”, explicaba.

De la misma manera habla él de su padre Manuel Summers.”Mi padre era un creador, un genio absoluto y una maquina incansable de creatividad y energía, no podía estar quieto nunca. Nos obligaba a ver las mejores películas del mundo. Me aconsejó siempre que me empapara del arte, que leyera mucho. Me introdujo en la pintura y me inundó siempre de arte y sensaciones y ese entorno tiene que salir por algún sitio”.

Ahora sus hijos, son los que cuidan y están muy pendientes de que se recupere y que vuelva a tener una vida normal.