comscore
viernes, 2 diciembre 2022 14:53

Antonio David tiene un nuevo enemigo que podría terminar con su carrera en televisión

Antonio David decidió volver a televisión por la puerta grande. Después de un periodo de silencio, se convirtió en el fichaje estrella de GH VIP 7. Allí intentó lavar su imagen y se puso un disfraz de víctima que convenció a todos los espectadores. Era tal la expectación que generaba este renovado personaje, que los directores de Sálvame decidieron incluirle en su plantilla. De esta forma, Antonio David volvió a la primera línea mediática por todo lo alto, colaborando en el programa estrella de Telecinco. Todo iba bien hasta que su ambición le jugó una mala pasada. Traicionó a uno de sus compañeros para ganar puntos con la dirección, y nadie se lo perdona: ni los colaboradores, ni el público. Por si fuera poco, el exmarido de Rocío Carrasco se ha buscado un enemigo que podría terminar con su carrera televisiva ¿Quieren saber quién es? 

 

 

 

 

El colaborador ataca duramente a su nuevo enemigo 

Antonio David se enfrenta a Jorge Javier> Antonio David no se ha tomado muy bien esta nueva amenaza. Pero, lejos de mostrar su miedo, ha contestado duramente al presentador. En un intento por ganarse el aplauso del público, se ha puesto el disfraz de la valentía para hacerle frente. Lo primero que ha hecho es repetirle la misma crítica que persigue a Jorge Javier desde que se convirtió en el comunicador estrella de Telecinco. Según Antonio, su compañero no es humilde, y debería tener cuidado de no perder todo lo que ha conseguido. “Tiene el síndrome de estar demasiado arriba y pensar que no vamos a caer nunca”, dijo el colaborador. Además, intentó reanimar el conflicto que Jorge mantiene con la familia Campos asegurando que sus disculpas no habían sido sinceras.  

“Me parece injusto lo que ha hecho. Creo que debería preocuparse en conocerme y valorarme profesionalmente, que no lo hace”, comentó el exmarido de Rocío Carrasco. De esta forma, pretende recordar a sus compañeros que, lejos de estar hundido, piensa seguir luchando por su silla en Sálvame. “No soy un saco de boxeo”, les advirtió. Hacer frente al poderoso comunicador puede costarle muy caro, pero probablemente también le sirva para ganar puntos ante la audiencia. Además, su enfrentamiento con Jorge le seguirá dando contenido dentro del programa. Por tanto, el protagonismo que tanto valora, de momento, no se verá afectado. ¿Hasta cuándo durará la paciencia del presentador?