A pesar de que las redes sociales son ahora la fuente de la celebridad, la televisión no ha perdido su poder, pues a través de los reality shows ha demostrado la posibilidad tanto de crear famosos como de reciclarlos. Por ello, personalidades de fama mundial como Paris Hilton y Lindsay Lohan, y connacionales como Terelu Campos, han participado en ellos.

Si bien es cierto que parte del glamour que impregnaba a las estrellas hace unos años era precisamente el misterio que rodeaba a sus vidas, con la llegada de las redes sociales esa distancia se acortó, pudiendo asegurar que la aparición de estos formatos en las televisiones supuso el borrón definitivo de esa barrera que les hacía inalcanzables.

Britney Spears y Kevin Federline: Britney & Kevin: Chaotic

Britney Spears y Kevin Federline

También hubo programas que triunfaron, sobre todo, aireando los trapos de pareja. Como enBritney & Kevin: Chaotic’, en el que la princesa del pop, Britney Spears mostraba su día a día con Kevin Federline desde el día en que se conocieron. Seis jugosos episodios con vídeos caseros y entrevistas personales que, sin embargo, no convencieron a sus fans. Solo tuvo una temporada de seis episodios.

O el de Kevin Jonas, el mayor de los Jonas Brothers, y su mujer Danielle Deleasa, con el que intentó buscar una ocupación tras abandonar la música. Jessica Simpson también trató de rentabilizar su vida romántica en esa época con su entonces marido Nick Lachey, y el show duró casi tanto como su matrimonio.