Ya no nos queda nada por ver en televisión o eso pensábamos antes de que Marta López enseñase en Ya es mediodía el resultado de las dos últimas operaciones que se ha realizado. Y es que recordemos que tras romper con Alfonso Merlos al enterarse por televisión de que su pareja estaba manteniendo una relación paralela con una reportera de Telecinco, adelgazó bastantes kilos. Por esta pérdida de peso, la colaboradora aseguraba tener piel muerta y flácida en la zona del abdomen.

Como no podía ser de otra manera, la mejor amiga de Kiko Hernández avisaba a sus seguidores de que se sometería a dos intervenciones quirúrgicas, una en el pecho para reafirmarlo y otra en la zona del abdomen para acabar con esa piel flácida que se había quedado tras perder peso.

Hoy, ha reaparecido en Ya es mediodía y no ha dudado en levantarse el jersey que llevaba puesto para ver cómo le había quedado su vientre y el pecho. Lo cierto es que nos hemos quedado alucinados porque ahora la colaboradora de televisión luce un vientre plano como el de una niña de 15 años y un pecho, que a pesar de llevar un sujetador deportivo, llama la atención por su firmeza.

Lo que sí que no se ha retocado Marta López es la sonrisa de su rostro y es que esa es la que refleja el buen momento por el que está pasando y la felicidad que tiene en estos momentos al verse físicamente mejor que nunca.