Durante muchos años ha gozado de una enorme popularidad. Sin embargo, el cariño que el público siente por Kiko Matamoros está cayendo en picado. El colaborador de Sálvame se ha sumergido por voluntad propia en una espiral de problemas y mentiras que le han hecho perder toda la credibilidad. Está en horas bajas y el duro mazazo que acaba de recibir le coloca en el abismo más profundo.

De la gloria al infierno 

Matamoros

> Madrileño, de clase media y estudiante de Derecho. Su perfil no hacía presagiar que Kiko Matamoros se convertiría en un peso pesado de la pequeña pantalla. Sin embargo, tuvo el don de estar en el momento indicado y en el lugar indicado. Pero, sobre todo, de enamorarse de la persona correcta. Casarse con Marian Flores le abrió las puertas del mundo del colorín; y es que pronto empezó a gestionar la carrera de su cuñada, Mar Flores.

Acompañar a fiestas y compromisos a la flor de Usera, que estaba en un momento álgido, hizo que conociera a cientos de personas poderosas y populares como Carmina Ordoñez. La madre de Francisco y Cayetano Rivera encontró en Kiko a un confidente que se mantuvo a su lado hasta el final de sus días. Además, gracias a la divina él se convirtió en un fijo de las tertulias del corazón. Así comenzaba su camino a la gloria. Pero con sus últimas actuaciones él mismo se ha encargado de estropearlo todo. Descubre los motivos de su debacle.

Siguiente: Los actos que le definen