La infanta Cristina se ha convertido en una seria amenaza para la familia real. Doña Letizia es la más preocupada por los movimientos que está realizando su cuñada. El hecho de haber sido readmitida nuevamente en el clan Borbón está generando una serie de inconvenientes con los que no contaban ni don Felipe ni doña Letizia. Lo cierto es que la infanta ha jurado venganza por estos años de destierro. ¿Qué ha ocurrido? Te lo contamos todo a continuación.

La venganza de Cristina

> La infanta Cristina no es de las que se conforman. Tiene mucho carácter y no olvida fácilmente. En su punto de mira, don Felipe y doña Letizia. Atrás quedan aquellos días en que ella y su hermano eran inseparables. Una unión que se forjó gracias a doña Sofía. De ella fue la idea de que sus hijos compartieran cuarto de juegos y estudios. Era la misma pieza. Allí se reunían los hermanos al llegar del colegio. Tras la merienda, tocaban deberes. Era entonces cuando se guardaban los juguetes y se desplegaban unas mesas para que Elena, Cristina y Felipe hincaran los codos.

Momentos de gran tensión se vivieron cuando el rey pidió a su hermana que renunciara al título. Ella se negó a dejar de ser alteza real. En ese momento, don Felipe tuvo que escoger y lo hizo: la Corona por encima de todo. A partir de ese momento, la suerte estaba echada para la infanta. Se le cerraron las puertas de Zarzuela y quedó atrapada en Ginebra sine die. Ni don Juan Carlos ni doña Sofía pudieron hacer nada para convencer a su hijo de que rebajara la tensión, ni que fuera a título privado.

Siguiente: Letizia huye de su cuñada