Leonor y Sofía

La reina Letizia está ocupada y preocupada. A medida que Leonor despunta ante la opinión pública, Sofía se queda rezagada. Ya lo advirtió doña Sofía a su hijo y nuera, que no hicieran diferencias entre sus hijas.  La chispa ha estallado y doña Letizia está de los nervios. Muy cerca de ella tiene un ejemplo de hermana pequeña a quien le cuesta asumir que toda la atención recaiga en su hermana mayor. ¿Qué ha pasado? Te lo contamos a continuación. Sigue leyendo.

Sofía y Elena, la historia se repite

> Doña Sofía sabe que es muy importante no hacer diferencias entre los hijos. Tanto ella como don Juan Carlos lo pasaron mal cuando Elena, Cristina y Felipe eran pequeños. Ocurría que todos los piropos de amigos y familiares iban para Cristina y Felipe. Mientras tanto, Elena quedaba en un segundo plano. No había palabras bonitas para ella. Fueron sus abuelas quienes aconsejaron a los reyes que debían tomar cartas en el asunto.

Fue en esa época cuando la infanta Elena empezó a fruncir el ceño, a mostrarse retraída y desconfiada. La situación se complicó cuando tuvieron que explicarle que aunque era la primogénita, no reinaría porque la Ley Sálica mandaba que la Corona fuera a manos de un varón en caso de haberlo. Demasiados problemas para una niña que llegó a necesitar ayuda psicológica por sus continuos cambios de humor fruto de un carácter vehemente.

Siguiente: Contundente advertencia de doña Sofía a su hijo