La historia de don Juan Carlos y doña Sofía ha estado marcada por las desavenencias. La reina ha sufrido muchísimo. De muchas maneras ha intentado reconquistar a su marido. Sin embargo, el rey puso un muro entre ambos contra el que se estalló su esposa en innumerables ocasiones. Hay un doloroso episodio que marcó un antes y un después en doña Sofía. Fue un día en que don Juan Carlos llegó muy lejos en su afán por librarse de su mujer. ¿Qué ocurrió? Te lo contamos todo a continuación.

Doña Sofía, matrimonio y dolor

> Doña Sofía no solo ha tenido que lidiar con los desplantes de su marido, también su familia política le ha obsequiado con feos de los que difícilmente se olvidan. A la cabeza, don Juan de Borbón, que en esa pugna eterna que mantenía con su hijo se llevó por delante a su nuera. Especialmente doloroso fue el ninguneo que el conde de Barcelona regaló a don Juan Carlos y doña Sofía en las bodas de sus  hijas. Aunque, sin duda, uno de los momentos más duros para la reina ocurrió cuando prohibieran que su madre, la reina Federica, estuviera presente en la jura de don Juan Carlos como rey de España. Aquello destrozó a doña Sofía, que mantenía un fuerte vínculo con su madre.

No es casualidad que doña Sofía no hay querido damas de compañía. Algunas de las nobles del país no han dudado en relacionarse íntimamente con don Juan Carlos. La reina ha tenido conocimiento de algunos de estos encuentros y se ha sentido muy dolida. Aparte del cargo, el rey tenía otros poderes de persuasión, como ayudar en tiempos difíciles. La lista de amigas especiales de la nobleza es tan alargada como la de las famosas. De hecho, se le ha apodado como El Rey de las cinco mil amantes.

Siguiente: Don Juan Carlos hirió de muerte a doña Sofía