Belén Esteban está disfrutando de unas paradisíacas vacaciones con su novio Miguel. La llamada princesa del pueblo se ha recorrido Europa para tomarse un respiro del trasiego televisivo. Sin embargo, un fantasma del pasado está dispuesto a arruinar lo poco que le queda de verano y no se ha mordido la lengua a la hora de airear sus trapos sucios profesionales. ¿Quieres saber de quién se trata y qué ha dicho de la de Paracuellos? Sigue leyendo para descubrirlo.

El ocaso de Belén

> Hace un tiempo, Belén era considerada la intocable de Telecinco. Contaba con la protección total de Vasile porque su sola presencia en un plató de televisión redundaba en grandes ingresos para la cadena. Nadie podía hacer frente a la de Paracuellos, y quien se atrevía era expulsado sin piedad. La Esteban gozaba de una posición privilegiada y cada palabra que salía por su boca era aplaudida férreamente. Por desgracia para ella, ya no queda casi nada de esa época gloriosa y la tertuliana está a punto de ver cómo le arrebatan su corona. Ya no acapara el interés mediático que solía ostentar entonces y Mediaset ha empezado a tomar medidas al respecto.

Con la boca cosida por culpa de su hija, que le ha prohibido hablar de ella y de su relación con su padre, Jesulín de Ubrique, Belén ya no tiene nada que contar y apenas genera contenido en Sálvame. La cadena se ha puesto las pilas y ya ha buscado una sustituta, Isabel Pantoja, que ha robado todo el protagonismo a la Esteban sin que esta pudiera hacer nada por impedirlo. Para colmo, un fantasma del pasado ha vuelto a ponerla en la cuerda floja y ha destapado todos sus trapos sucios profesionales. La llamada princesa del pueblo ha de estar que trina y su respuesta no se hará esperar. ¿Quieres saber de quién se trata y que ha dicho de ella? Sigue leyendo para descubrirlo.

Siguiente: Belén, en la cuerda floja