Ya se venía anunciando desde hacía tiempo. Uno de los clanes más mediáticos de nuestro país no está pasando por su mejor momento. Las polémicas que rodean a las Campos, relativas a sus problemas económicos y familiares, han hecho mella en ellas y sus vidas se han convertido en un auténtico infierno mediático. Ahora, María Teresa ha puesto cartas en el asunto y ha tomado una drástica decisión que ha hundido a sus propias hijas, Terelu y Carmen Borrego. ¿Quieres saber de qué se trata? Sigue leyendo, te lo contamos todo a continuación.

Las finanzas de María Teresa

Casa de María Teresa Campos

> Mucho se ha estado hablando sobre los problemas económicos de Terelu, que la llevaron a poner a la venta su lujoso chalet de Aravaca. Su madre tampoco se libra y las cuentas de la presentadora pasan por sus horas más bajas desde hace tiempo. Cuatro años han pasado ya desde que María Teresa tomó la decisión de liquidar su mansión de Las Rozas, que cuenta con 2.000 metros cuadrados construidos, más una tremenda parcela ajardinada de 6.000. Según pudo saber Lecturas, a la veterana periodista le cuesta un total de 8.000 euros mensuales mantener la vivienda y todos los lujos de los que tanto le cuesta desprenderse.

Sin trabajo y sin ninguna oferta a la vista, María Teresa ha tenido que empezar a recortar gastos para que sus finanzas no se resientan todavía más. Así, Lecturas confirmó que la presentadora ha vendido gran parte de los muebles de su mansión y solo conserva los de las estancias que todavía usa: su dormitorio y el salón principal. Según la publicación, la malagueña “está ahogada por su elevado nivel de vida” y ha tenido que prescindir incluso de los servicios de su chófer, a quien podría haber reducido la jornada. Tras conocerse toda esta información, la Campos ha tomado una drástica decisión que ha dejado dos víctimas colaterales: sus propias hijas.

Siguiente: La decisión de María Teres que hunde a sus hijas