Su primogénito ocupó la mayor parte de sus pensamientos durante una buena temporada. Ahora, parecía que Felipe Juan Froilán se había reformado y Doña Elena de Borbón por fin podía dormir tranquila. Se acabó la paz. La infanta se ha echado las manos a la cabeza tras descubrir la verdad sobre su hijo. ¿Quieres saber de qué se trata? Sigue leyendo, te contamos todos los detalles a continuación.

La oveja negra de los Borbones

> El sobrino del rey Felipe VI protagonizó decenas de titulares por su actitud tan poco apropiada en alguien de su posición. Felipe Juan Froilán apuntaba maneras desde pequeño, cuando infló a patadas a su prima en la boda de su tío y doña Letizia. Aquel comportamiento solo era un preámbulo de todo lo que estaba por llegar. Años después, las peleas a las puertas de las discotecas estaban a la orden del día. El joven pasó por una adolescencia complicada, marcada por las malas notas, y su madre ya no sabía qué hacer para volver a encarrilarlo.

Por fortuna, aquel niño travieso se convirtió en un hombre maduro y todo parecía indicar que había sentado la cabeza. El hermano de Victoria Federica dejó atrás las polémicas y empezó a mostrar un perfil mucho más bajo ante los medios de comunicación. Hasta ahora. La infanta Elena está que trina desde que se ha revelado la verdad sobre un polémico asunto que concierne a su hijo. ¿Quieres saber de qué se trata? Sigue leyendo, te contamos todos los detalles en la página siguiente.

Siguiente: La preocupación de la infanta