Las espadas están más en alto que nunca entre doña Sofía y doña Letizia. Tras varios años de murmuraciones, la reina se ha quitado la careta para mostrar su verdadero yo. Tiene muy claro lo que quiere y cómo conseguirlo. Llegados a este punto, doña Sofía ha marcado el terreno. Esta guerra ha dejado una serie de víctimas dentro de la familia real. ¿Qué ha pasado? Te lo contamos todo a continuación.

Letizia, el principio del fin

Letizia

> Letizia ha conseguido su propósito. Lo tuvo claro desde que llegó a Zarzuela. No se ha movido ni un ápice del plan trazado. Acaparar a don Felipe y despegarlo de su entorno familiar y fraternal. Los primeros en desfilar fueron los amigos del rey. Personas a las que doña Letizia rechazó de plano por considerarlas pijas y ociosas. Demostraba su animadversión a fuerza de malas caras y desplantes. Poco a poco, la gente empezó a borrarse de las salidas en pandilla y todo se derrumbó.

Algunos de los amigos de don Felipe manifestaron a don Juan Carlos su preocupación por la influencia que Letizia tenía sobre él. El monarca expresó entonces que no veía solución porque la periodista había llegado para quedarse y nada podía hacerse para intentar convencer a su hijo de que no era la adecuada. Fue por aquel entonces cuando el rey emérito expresó a los Albertos sobre su nuera: “Es lo peor que ha entrado en la Casa en años”. Tras esto, siguió hablando de que su hijo se había propuesto cargarse la monarquía bien secundado por Letizia.

Siguiente: Doña Sofía le para los pies a Letizia