Son muchos los exconcursantes de Supervivientes que con el paso del tiempo recuerdan su paso por uno de los realities más extremos de la televisión. En esta ocasión, ha sido Kiko Rivera quien ha querido recordar, no solo su paso por el programa, sino la imagen física que lucía por aquel entonces, nada que ver con la de ahora.

El hijo de Isabel Pantoja nos ha ido conquistando con los años. Al principio, tenía muy mala relación con los medios de comunicación por todas las informaciones que veían la luz sobre su vida íntima y siempre era carne de cañón para todos los programas de televisión. Con el paso del tiempo, su personalidad tan bondadosa y su sencillez ante las diversas situaciones de la vida nos fueron conquistando.

Su cambio físico causó en él un antes y un después, un momento que le causó muchísimo esfuerzo y sacrificio, pero que superó con creces, al igual que sus problemas con las drogas. Ahora, Kiko Rivera es otro, goza de un carácter simpático ante la prensa, disfruta de sus hijos lo máximo que puede y está locamente enamorado de Irene Rosales.

Por eso, Kiko Rivera parece que ha tenido un día aburrido y ha compartido con sus seguidores una imagen en su perfil de Instagram de cuando concursó en Supervivientes. Le ha pedido a sus seguidores que sean ellos mismos los que pongan un título a esta fotografía que nos ha dejado con la boca abierta porque ya no nos acordábamos de cómo estaba hace simplemente cinco años.