La hija de Isabel Pantoja terminaba su fiesta de cumpleaños atravesando la puerta del hospital… ¡Y salía con collarín! Era su prima Anabel Pantoja la que explicaba los detalles de esta desafortunada celebración. 

Anabel Pantoja
Anabel Pantoja, colaboradora en Sálvame, tranquilizaba a la familia y amigos y explicaba que no se trataba de nada grave

Los rumores que decían haber visto a Isa Pantoja en urgencias el pasado fin de semana hacían saltar todas las alarmas sobre su estado de salud. La especulación era tal que ha sido su propia prima, Anabel Pantoja, la que terminaba explicando lo sucedido por boca de Isa.

Su novio Asraf y sus amigos más cercanos le organizaban una fiesta de cumpleaños por todo lo alto, tal vez para hacerle olvidar la agria felicitación de su hermano Kiko Rivera y la difícil relación que tiene con su madre, sin embargo, la cosa no salió del todo como lo previsto.

“Caí de tal manera que me di en la cabeza”

Isa Pantoja
Aunque le han recomendado llevar collarín durante varios días, Isa P ha querido tranquilizar a todos aclarando que se encuentra en perfecto estado

Anabel Pantoja explicaba que la celebración estaba teniendo lugar en una finca, con motivo de una capea. La lluvia hizo del suelo una peligrosa pista resbaladiza, con tan mala suerte que, al correr para avisar a unas amigas, Isa resbaló de manera accidental. “Me resbalé y caí de tal manera que me di en la cabeza” eran palabras textuales que la hija de la tonadillera le contaba a su prima, que trasladaba la información en Sálvame, programa en el que colabora.

La visita al hospital se produjo al día siguiente, cuando, tras levantarse de la cama, la ex Superviviente se encontraba mal, algo mareada, y decidió acudir a urgencias para que la examinaran. Finalmente, allí le pusieron un collarín para evitar posibles lesiones. La cantante de “Ahora estoy mejor”, consciente de la preocupación para su familia que podrían suponer sus imágenes con collarín a la salida del hospital, se adelantaba y llamaba a Anabel para explicarle lo sucedido.