Las Campos

María Teresa Campos está pasando un vía crucis. Para ella, el regreso a Telecinco significó un chute de energía. Mucho han cambiado las cosas desde entonces. La presentadora ha tocado fondo y atraviesa un terrible momento que no desea ni a su peor enemigo. Así es la dura realidad que tiene que afrontar María Teresa Campos. Te lo contamos todo a continuación. Sigue leyendo.

María Teresa Campos, a puro dolor

> Se acerca la hora de la verdad y María Teresa Campos no sabe qué futuro le espera. Las cosas se han complicado mucho. Imaginaba que sería difícil pero no tanto. El asunto es que la periodista está a punto de acabar su contrato de continuidad con Telecinco y no ha recibido oferta alguna de renovación. Sus íntimos temen lo peor, pues no es la comunicadora mujer fuerte ante los disgustos. Le afectan sobremanera y le cuesta un mundo levantar cabeza.

María Teresa está convencida de que el teléfono sonará antes del último minuto y se mantiene expectante. Este asunto ha hecho que esté malhumorada, triste, llorosa y sin ganas de nada. Los suyos no se atreven a contarle la realidad porque saben que puede derrumbarse completamente y eso sería terrible. De ahí que Terelu y Carmen hace tiempo que le explican las cosas pasadas por el tamiz para no herirla.

Siguiente: ¿Quién es el gran enemigo de María Teresa?