Ayer vivimos una noche muy emotiva por los concursantes de Supervivientes 2020.  Esta vez le tocó el turno a Elena, la madre de Adara Molinero. Relató un testimonio de lo más duro que ha hecho que marcase su vida hasta hizo llorar a la propia presentadora, Lara Álvarez. En Cotilleo.es te contamos todos los detalles, sigue leyendo.

El cambio de Elena en Supervivientes

> Su mayor pasión es la pesca. Es la concursante que más ha pescado en esta edición de Supervivientes 2020. Su paso por el concurso le está haciendo crecer como persona y no infravalorarse. Esas ganas de luchar día a día, de vivir y soñar lo está descubriendo a través del concurso. Elena se siente feliz por el juego que está haciendo. Además de tener un cambio físico esta experimentado un cambio interno que le está haciendo ser mejor persona.