Diez razones para amar a la Reina Letizia después de haberla odiado

La reina Letizia es objeto de comentarios desde que compareciera ante los medios, con ocasión de su compromiso matrimonial, y le dijera a don Felipe: “Déjame hablar”. A partir de ese momento, nació el mito de Letizia con Z. Se la pintó como mandona, exigente, siempre pendiente de lo que decían. Se dijo que era perfeccionista, que quería destacar en todo, que no soportaba que le llevaran la contraria. Y el tsunami siguió y puso a la soberana en el ojo de la diana al relevarse que algunos Borbones no la tragaban, que sus cuñadas, las infantas Elena y Cristina, habían soltado amarras debido a sus muchos feos… Dicen, dicen, dicen… Pues nosotros te damos diez razones para amar a la reina Letizia después de haberla odiado.

los-intimos-de-la-infanta-cristina-senalan-a-dona-letizia-como-la-culpable-de-sus-males

letiziaretoques

La reina es objeto de comentarios por sus retoques estéticos. Ya no nos acordamos de lo que se decía cuando se anunció su compromiso con don Felipe y todo eran murmuraciones sobre su apéndice nasal. En este punto, creemos que doña Letizia se limita a cuidar su imagen para que se transmita lo mejor posible al mundo y así que el faro de la realeza siga encendido. Sin duda, la monarquía llega al pueblo a través de imágenes. Para nada pide doña Letizia que se hable de ella como icono de moda y belleza. Le encantaría que se hiciera por su trabajo. Sin embargo, cada medio es libre y elige la forma de informar. Y si tenemos que ser más claros, ¿a quién le gustaría tener una reina descompuesta? A nosotros no, por supuesto. De ahí que seamos fans de que se cuide. ¡Y por muchos años, Majestad!

No Comments Yet

Leave a Reply



Celebrities, TV, realities, casas reales… Te lo contamos TODO!!!!

SÍGUENOS
¡Síguenos en Facebook!