Su relación paterno-filial se ha estropeado mucho en los últimos meses y algunas voces apuntaban a una supuesta influencia de Makoke en su hija como principal causa del distanciamiento. Sin embargo, acabamos de descubrir la verdadera e increíble razón que motivó el enfrentamiento entre Kiko y Anita Matamoros. Sigue leyendo para conocer todos los detalles.

Meses sin hablar

> Antes de divorciarse de Makoke, la relación de Kiko Matamoros con su hija Anita era excelente y muy cercana. Así continuó incluso meses después de la separación, pero la situación ha ido a peor de un tiempo a esta parte. El colaborador de Sálvame y su benjamina se han distanciado tanto que la joven ni siquiera se dejó caer en el hospital para visitar a su padre, recién operado de la vesícula. Según el tertuliano, tampoco ha recibido una llamada suya para preocuparse por él.

Llegados a este punto que parece de no retorno cabe preguntarse por qué un padre y una hija han llegado a esta situación. Muchos señalaban a Makoke y la acusaban de haber influido negativamente en la hija que ella y Matamoros tienen en común para ponerla en contra del tertuliano, pero nada más lejos de la realidad. Te contamos los verdaderos motivos del distanciamiento en la página siguiente.

Siguiente: Kiko Matamoros y Anita no se hablan por esta razón