No son buenos tiempos para Miki Nadal. El humorista y colaborador de Zapeando se vio obligado a abandonar momentáneamente la televisión. Y todo por culpa de unos escandalosos motivos personales. En Cotilleo.es te contamos todos los detalles de la resolución judicial a la que se ha enfrentado el humorista.

Un pésimo final a su historia de amor

> Fue en 2014 cuando saltó la noticia: Miki Nadal se casa. Carola Escámez fue la mujer elegida y lo cierto es que su amor era el típico de las películas americanas que se ven con resigna y envidia por el resto de los mortales. Tan solo unos años después, llegó al mundo su hija Camela. Una niña muy deseada y querida por ambos. Una clara demostración de que lo suyo iba para delante.

Sin embargo, ninguno de los dos imaginó que unos años después de convertirse en padres, la cosa acabaría de malas maneras. Y es que ahora, ambos se han visto en los juzgados. Y no por causas menores. El humorista se vio obligado a abandonar la televisión para alejarse de cualquier tipo de polémicas y no manchar así, el programa donde actualmente colabora. Pero son muchos los motivos que desgastaron esta relación tan idílica. La madre de Escámez fue la primera en destrozarla.

Siguiente: Motivos más que suficientes