La relación de la reina Letizia y la infanta Elena pende de un hilo. La hija mayor de los reyes eméritos ni olvida ni perdona el apoyo que su cuñada le prestó a Jaime de Marichalar en los momentos más duros de su ruptura. Desde entonces, no se dirigen la palabra. Tan solo en caso de nobleza obliga. Y si la situación podía ir a peor, ha sucedido. Choque de trenes entre Letizia y Elena. Te contamos lo sucedido en el último rifirrafe ocurrido en palacio.

Malos tiempos para la reina

Cuando la reina descubrió que su sobrina Carla opinaba en Twitter le conminó a no volver a hacerlo. La hija Érika Ortiz y Antonio Vigo salió en defensa de Leonor y Sofía en relación a su comportamiento cuando sucedió el rifirrafe entre reinas. Esto se trasladó a los medios y doña Letizia pidió a su sobrina que se abstuviera de opinar.

No está dispuesta Carla Vigo a alejarse de las redes sociales. Es cierto que renunció a Twitter pero no piensa hacerlo a Instagram. Su cuenta es privada pero eso no impide que ciertos contenidos lleguen a los medios. La reina le ha pedido que eche el cierre a su vida virtual pero ella le ha dicho que nones. Malos tiempos para la lírica, Majestad.