Corren malos tiempos para el sobrino de María del Monte. Antonio Tejado siempre ha destacado por protagonizan un sinfín de polémicas. Pero lo acontecido en los últimos días va a marcar un antes y un después. El andaluz ha jugado con fuego y se ha quemado. Las consecuencias de sus últimas palabras pueden ser devastadoras… Ya no hay vuelta atrás.

Las primeras pistas de una vida llena de polémica

> A pesar de que su tía es una de las mejores artistas de copla de nuestro país, el nombre de Antonio Tejado no pasó a ser de dominio público hasta que se cruzó en la vida de Chayo Mohedano. La hija de Rosa Benito y Amador Mohedano le conoció porque trabajaban juntos en un programa de Canal Sur. Allí surgió la chispa entre ellos y desde el principio apostaron por no esconderse. Fiestas, encuentros familiares… Antonio y Chayo eran uno.

En 2008 celebraban su primer aniversario de la mejor manera posible: con el nacimiento de su primer hijo, al que llamaron igual que el padre, Antonio. La relación parecía ir sobre ruedas, pero cuatro meses después de esta feliz llegada todo saltaba por los aires. La pareja se separaba y comenzaba una guerra (televisada) que aún hoy sigue candente. Pero este es el menor de los problemas que ahora mismo tiene el concursante de GH DÚO.

Siguiente: La audiencia se une contra él en un movimiento sin precedentes