Eva Sannum y don Felipe mantuvieron un romance de varios años. El entonces príncipe apostó fuerte por la modelo noruega. Sin embargo, no logró vencer la oposición de sus padres. Tanto don Juan Carlos como doña Sofía estaban de acuerdo en que aquella joven no era la adecuada para matrimoniar con su hijo. Años después, llegaría Letizia y haría buena a Eva. La reina está de los nervios ante el regreso triunfal de la noruega. ¿Qué ha pasado? Te lo contamos todo a continuación.

Felipe y Eva, una historia de amor

> Ríos de tinta hizo correr la historia de amor entre el príncipe Felipe y Eva Sannum. Se sabía que mantenían una relación que nunca llegó a oficializarse. Eran demasiadas las críticas contra la noruega. Le achacaban su profesión de modelo. Lo definitivo es que fuera captada en topless. Imposible que la futura reina se convirtiera en musa erótica de camioneros, argumentaron los más recalcitrantes. Don Felipe quiso que doña Sofía conociera a su novia. Fue un encuentro breve que se produjo en la boda de Haakon de Noruega y Mette-Marit.

La reina tenía muchas reticencias hacia Eva, y ella no ayudó a vencerlas al acudir al enlace con un vestido que doña Sofía encontró más propio de una starlette que de la novia de su hijo. Tras aquello, don Felipe sabía que tenía que decir adiós a Sannum. Lo pasó muy mal porque estaba profundamente enamorado. Ella también. Quiso el rey darle una salida honrosa a la mujer que había estado a su lado durante varios años. Tendría el estatus de novia a los ojos del mundo. Don Felipe reunió a unos cuantos periodistas y les comunicó que Eva y él habían decidido romper su relación.

Siguiente, Letizia hace buena a Eva Sannum