La infanta Sofía ya ha empezado a dar muestras de que acusa las diferencias de trato con su hermana Leonor. En algunos actos se la ha visto desplazada. Este asunto ocupa y preocupa dado que Sofía puede verse afectada en su carácter por la situación. Hasta ahora, don Felipe y doña Letizia han ido capeando la situación. Sin embargo, llega la época de los problemas. ¿Cómo hacer entender a una niña que es la segundona de la casa? Lo analizamos y desvelamos todos los entresijos de esta polémica situación familiar. No te lo pierdas. Sigue leyendo.

El futuro incierto de Sofía

> Mientras que todo está diseñado para que Leonor camine al trono, otra cosa resulta en el caso de su hermana. Desde la ley de transparencia que su padre instaurara tras el escándalo del caso Noos, ningún miembro de la familia real puede trabajar. Por tanto, Sofía solo podrá desempeñarse en tareas de representación institucional.

Resulta difícil hacer entender a alguien que debe estudiar y prepararse cuando nunca podrá llegar a ejercer la profesión que elija. Es el caso de Sofía, sobre quienes algunos expertos ya han advertido que puede atravesar crisis personales debido a esta circunstancia que condiciona su futuro. Si bien hasta el momento los reyes no se han planteado la situación con preocupación, las cosas cambian a medida en que su hija menor va cumpliendo años.

Siguiente: Leonor y Sofía, caras diferentes de la misma moneda