comscore
lunes, 28 noviembre 2022 8:06

La receta de Arguiñano para hacer un pan brioche de matrícula

El brioche es un bollo dulce de origen francés, muy tierno y esponjoso. La masa se elabora con huevos, levadura, leche, mantequilla y azúcar; pero además pueden añadirse más ingredientes como relleno como pasas o pepitas de chocolate como en esta receta que nos propone Joseba Arguiñano. 

Ingredientes

pan brioche

Para la masa de brioche:

600 g harina de fuerza

10 g de sal

50 g de azúcar

20 g de levadura prensada

2 huevos

300 ml leche

125 g mantequilla

Harina para espolvorear

Para decorar y rellenar:

1 huevo batido

Azúcar moreno

Azúcar bolado

Pepitas de chocolate

Hojas de menta

Para dar brillo:

50 ml de leche

50 g de azúcar

Preparación del pan brioche

brioche casero super esponjoso 460841p724854 La receta de Arguiñano para hacer un pan brioche de matrícula

Pon en un bol 550 g de harina, vierte la leche y desmenuza encima la levadura y agrégala. Incorpora la sal, el azúcar y los huevos. Mezcla con una cuchara de madera hasta que desaparezca toda la harina. Cúbrela con film de cocina y deja que repose durante 30 minutos.

Espolvorea la encimera con un poco de harina, pasa la masa a la encimera, añade la mantequilla a punto de pomada y amasa hasta que quede bien integrada. Incorpora el resto de la harina (50 g) y sigue amasando durante 10-15 minutos. Pon la masa en un bol, tápala con film de cocina y deja que repose hasta que doble su volumen (2 horas aproximadamente).

Espolvorea la encimera con un poco de harina. Pasa la masa a la encimera y aplástala un poco para quitarle el aire. Corta la masa en 2 y después cada trozo en 10 porciones pequeñas. Redondea 10 bolitas y déjalas fermentar hasta que doblen su volumen (30 minutos aproximadamente).

Para formar las otras 10 bolitas de masa con chocolate, aplasta las porciones de masa, coloca encima de cada una, unas pepitas de chocolate y amásalas un poco envolviendo las pepitas de chocolate hasta que quede dentro de cada bolita. Déjalas fermentar hasta que doblen su volumen (30 minutos aproximadamente). 

Úntalas con huevo batido, espolvorea algunas con azúcar bolado y otras con azúcar moreno. Puedes hornearlas por separado o bien puedes colocar varias bolitas en un molde. Hornéalas a 180º durante 20 minutos. Para darles un brillo más intenso, calienta en un cazo 50 ml de leche con 50 g de azúcar hasta que el azúcar se disuelva. Pásalo a un bol y espera a que se enfríe. Puedes preparar este jarabe de víspera y reservarlo en el frigorífico hasta el momento de untar los brioches. 

Retira los brioches del horno y úntalos con el jarabe de leche y azúcar. Sirve los bollitos brioche y adorna con unas hojas de menta. Para que la masa fermente, o bien la dejas reposar durante 2 horas a temperatura ambiente o bien puedes introducir la masa en el frigorífico y dejarla reposar de un día para otro.

Origen del pan brioche

Brioche

El origen del pan de brioche aparece como palabra en una impresión en un libro del 1404. Se cree que se originó a partir de una receta tradicional normanda. En el origen del pan de brioche , se sirve a menudo como pasteles o como base de un postre, con muchas variantes locales que añaden algunos ingredientes, rellenos o condimentos propios. También se utiliza como complemento al foie gras o en algunos otros platos de carne o ave de la cocina.

El origen del pan de brioche se cree que, como muchas de las recetas de pastelería, proviene de un error y como todas las historias , mitos o leyendas, puede haber algo de cierto. La historia cuenta que fue una receta de pan que por error el panadero “aprendiz” le incorporo al final un porción abundante de mantequilla que había cerca de los ingredientes y por ese error nació la receta y se dio el origen del pan de brioche

El pan es el alimento más básico y extendido del planeta. No requiere más que de harina, agua y sal para su elaboración en su forma más básica. Sin embargo, si a estos le añadimos algún tipo de grasa, azúcar, miel, especias y demás obtendremos resultados tan deliciosos como los de estas 11 recetas de brioche y otros panes dulces con los que celebramos el Día Mundial del Pan.

No sé a vosotros, pero a mí se me hace la boca agua de pensar en merendar una buena taza de chocolate a la española y un trozo de este delicioso brioche de mascarpone que encontré en el blog de Isabel. Os aseguro que vuestros hijos no os pedirán otra cosa a media tarde ¡está delicioso!

Lo más difícil de esta receta es esperar los tiempos de reposo, necesarios para conseguir que la masa leve lo suficiente. Tened paciencia y esperad lo que haga falta, dependerá un poco de la calidez del ambiente que tarde más o menos, el resultado será una masa muy esponjosa y completamente adictiva. Seguro que no tardaréis en repetir la receta.

Sin embargo este brioche perfumado a la naranja es facilísimo y también me gusta mucho hacerlo porque me parece genial que con tan poco trabajo salga algo tan rico. Si no estáis muy acostumbrados a las masas de levadura esta es una buena receta para empezar con ellas, veréis que no es tan difícil conseguir un brioche ligero y cremoso, pero lo suficientemente consistente para untarle mantequilla y mermelada, o incluso para hacer un delicioso sandwich. Todo ello con un suave aroma de naranja.