comscore
martes, 27 septiembre 2022 17:19

La receta de Arguiñano que supera al pulpo a la gallega

Hacer pulpo no es ninguna novedad, pero si lo hace Karlos Arguiñano y encima con una receta que no tiene nada que ver con el que es uno de los platos más populares de la cocina gallega, ya es algo a lo que merece la pena prestarle atención. En la receta tradicional de «Polbo á feira« el pulpo está cocido entero a la cazuela, para después trocearlo, pero hay otras forma de prepararlo: a la brasa, guisado, cocido en la olla rápida o a la plancha como se hace en la que les vamos a presentar. También hay muchas maneras de acompañar a este plato, ya que aunque las patatas son el acompañante estrella del pulpo, desde las tradicionales cocidas con pimentón de la modalidad a la gallega hasta el parmentier francés o puré de patatas (sin carne) como en esta receta que nos propone el chef vasco.

Las ventajas del pulpo

Arguiñano
Comer pulpo tiene muchas ventajas

Otra de las cosas por las que la receta de Arguiñano es aconsejable, al margen de su sabor, es porque el pulpo ofrece proteínas de calidad y grasas saludables para el organismo, siendo por ello un alimento de alta densidad nutritiva, reducido en hidratos y de baja concentración calórica que podría saciarnos con facilidad y ser de utilidad al momento de perder peso. Por otro lado, es fuente de variados minerales que el cuerpo necesita para funcionar adecuadamente y de vitaminas con efecto antioxidante como es la vitamina A. Además, es una excelente opción para quienes tienen ácido úrico alto en sangre debido a su nulo aporte de purinas y también para quienes sufren de colesterol alto o dislipemias porque no es un producto animal rico en este lípido sino más bien con grasas de calidad que pueden reducir sus niveles en plasma.