jueves, 30 junio 2022 6:47

Consejos para hidratarte bien el pelo

Darle al cabello los cuidados que merece y necesita es fundamental para mantenerlo en buen estado. De todos los procesos capilares que conviene realizar con regularidad, uno de los más importantes es el de la hidratación. Pero, ¿cómo llevarla a cabo?

Si no estás acostumbrado a hidratarte bien el pelo presta atención a las siguientes líneas, ya que daremos varios consejos que te serán muy útiles. Aplicándolos a rajatabla lograrás obtener los beneficios que proporciona la hidratación capilar.

El primero de ellos se resume en poder manejarlo a la perfección. Adiós al cabello indomable al que muchas mujeres y hombres han de hacer frente por no tenerlo bien hidratado.

Por otra parte, la hidratación da pie a que el cabello tratado desprenda un mejor olor. A su vez, no puede pasarse por alto otro aspecto que consiste en reducir considerablemente el encrespamiento. Si tú también quieres obtener todos estos beneficios no dudes en aplicar las siguientes claves.

Cómo saber si necesitas hidratarte el pelo

En primer lugar, es fundamental comprender que a todas las personas les viene bien el hecho de hidratarse el cabello. Sin embargo, hay mujeres y hombres que lo necesitan más si cabe. Afortunadamente existen algunas señales inequívocas que, en caso de detectarlas, te harán saber que conviene que te hidrates el pelo cuanto antes.

Una de las más evidentes es la falta de brillo. Si ves el cabello apagado, probablemente recuperes su brillantez habitual hidratándolo de manera correcta.

Adicionalmente, en caso de que esté áspero también sabrás que debes hidratarlo, siendo otras señales las de la fragilidad capilar y las roturas sobre todo en los extremos.

Haz uso de las mejores mascarillas hidratantes

Tras cerciorarte de que necesitas una buena hidratación, llega el momento de pasar a la acción. Hay varios productos que te proporcionarán un excelente resultado, sobre todo las mascarillas hidratantes pelo. Si te decantas por las mejores de todas, obtendrás rápidamente los beneficios que trae consigo la hidratación capilar.

Pero, ¿cómo distinguir las buenas mascarillas hidratantes de aquellas que tal vez dejan un poco que desear? En primer lugar asegúrate de que contienen ingredientes naturales, prescindiendo de los que son químicos.

Es importante que no tenga sulfatos, ya que de poco sirve hidratarte bien el cuero cabelludo si posteriormente se te irrita por lo perjudicial que llega a ser este ingrediente químico. Otros elementos que conviene que no estén presentes en la fórmula son los siguientes: colorantes, conservantes y fragancias de tipo artificial.

El hecho de que el olor sea agradable no es incompatible con haber sido obtenido a partir de ingredientes naturales. Tanto es así que cada vez más marcas optan por fabricar mascarillas hidratantes que no tienen ingredientes químicos como los que acabamos de mencionar.

No te laves el pelo cada día

Si no sabes como hidratar el pelo seco y dañado, has de interiorizar un concepto que a algunas personas les cuesta aplicar: no hay que lavarse el pelo a diario.

Suele pensarse que haciéndolo con tanta regularidad, tanto el cuero cabelludo como el pelo en sí pasarán a tener un mejor estado de salud. Nada más lejos de la realidad.

Aunque los efectos negativos para la hidratación son muy inferiores optando por hacer uso de productos naturales, como las mascarillas anteriormente sacadas a colación, igualmente acaban produciéndose. Por suerte, no sucede si decides espaciar el lavado del pelo, llevándolo a cabo cada dos días.

Por supuesto, a la hora de hacerlo conviene emplear buenos champús cuyo poder de hidratación haya quedado demostrado. No solo nos referimos a la etiqueta de ‘testado dermatológicamente’, sino también a las opiniones publicadas por otros usuarios. Por ejemplo, las valoraciones de los champús anticaspa que no tienen sulfatos suelen ser muy buenas, indicando tanto hombres como mujeres que su pelo pasa a estar más hidratado sin tener que lidiar con ninguna reacción adversa como el picor o las rojeces.

Evita la utilización de ciertos tipos de elementos tecnológicos como el secador y la plancha

A todos nos gusta tener un pelo liso e hidratado, pero si la lisura pretende serle imprimida a tu cabellera haciendo uso de determinados productos tecnológicos, ambas características pasarán a ser incompatibles. Una clara muestra de ello es la de la plancha.

Desafortunadamente la plancha no es el único enemigo tecnológico de la hidratación capilar, ya que el secador también puede pasar factura en este sentido. Ello es debido a los efectos negativos del excesivo calor no solo sobre el cabello, sino también en el cuero cabelludo.

En la medida de lo posible sécate el pelo con una toalla, sin hacer excesiva fuerza para no dañar la raíz. Si necesitas el secador, por ejemplo en caso de que tengas que salir de casa en poco tiempo, intenta hacer uso de una temperatura que no sea demasiado alta. Aplicando este consejo y todos los demás conseguirás mantener bien hidratado tu cabello.