viernes, 28 enero 2022 20:33

Los mejores bares para tapear en Madrid

La capital de España ofrece un gran número de establecimientos donde poder degustar las tapas más típicas de la zona. Locales llenos de encanto y muy castizos, para darle un gusto al paladar en pleno corazón de Madrid.

No hay duda de que una de las formas de comer más típicas de España es el tapeo y, en Madrid, esto lo llevan a rajatabla, debido a que en prácticamente todas sus calles y barrios se pueden encontrar establecimientos llenos de encanto, donde poder darle un gusto al paladar. En todos ellos la combinación gastronómica es perfecta, puesto que, si se hace una buena ruta, se podrá degustar desde los platos más tradicionales, hasta la cocina más moderna.

En el caso de pasar unos días en la capital y querer disfrutar de su gastronomía en todo su esplendor, a continuación, se detallan algunos bares de tapas que son de obligada visita. ¡Oído cocina!

La Abadía

Se trata de uno de los bares más céntricos de Madrid, situado en Sol, cuenta con una amplia carta donde poder elegir entre un gran número de tapas. Las raciones que ponen son bastante grandes y, sobre todo, económicas, con una excelente presentación que no deja indiferente a nadie. Cuenta con un salón coqueto y tradicional, así como una amplia terraza para los días soleados. Además de sus tapas, no hay que dejar de pedir algunas de sus cervezas artesanales, tanto nacionales como de importación.

El Pirata II

Clásica taberna madrileña, con una excelente calidad en todos los platos que presenta. El nombre del bar hace referencia al estilo de su interior, puesto que nada más entrar el cliente se sumergirá en todo tipo de motivos marinos y detalles de barcos piratas. Situada en la famosa calle de la Bolsa, la carne a la parrilla es una de sus especialidades, al igual que su exquisita hamburguesa de buey.

Madrid Madriz

Se trata de uno de los bares más populares de Malasaña, sobre todo, por su amplia carta con platos 100% caseros. Su cocina combina a la perfección las tapas de toda la vida, pero con un toque más fresco e innovador. Es muy popular, ya que cuenta con un menú específico para veganos, adaptando así su cocina a todo tipo de comensales.

Preciados 38

Bar situado en Sol, donde la calidad con el precio no está reñida y es que, sus platos son exquisitos y muy asequibles a cualquier bolsillo. Se trata de un local referente en Madrid, puesto que aquí la carta es totalmente tradicional, con una amplia variedad. Se puede probar desde las clásicas papas bravas, hasta huevos rotos, calamares a la romana o incluso lacón a la gallega.

Ángel Sierra

En plena plaza de Chueca, Ángel Sierra es una de las tabernas con mayor historia de Madrid. Fundada en 1917, desde entonces, ha ido aumentando su clientela, precisamente por ello es uno de los establecimientos que hay que visitar si se pasan unos días en la capital. Aunque todos sus platos son espectaculares, sin duda, su mayor reclamo es el vermut de grifo que sirven. Todo ello en un ambiente acogedor y tradicional en la zona de Justicia.

Vinos 11 Casa Dani

Otra de las tabernas centenarias de Madrid y muy céntrica, donde descubrir las tapas más tradicionales con un toque futurista. Este establecimiento está especializado en las chacinas, todas ellas con una calidad exquisita. Por ello, si se hace una parada en el local, habrá que pedir jamón ibérico, lomo, cecina o queso, sin olvidar por supuesto algunas tapas frías como el bonito o las anchoas.

Las Fatigas del Querer

Se cierra la lista con Las Fatigas del Querer, un local situado en Sol, cuyas tapas son de primera calidad. También es una taberna tradicional que, además de ofrecer platos exquisitos, realiza actuaciones en directo, para poder escuchar el mejor flamenco de la zona. Entre sus especialidades se encuentran las croquetas, tortilla de patatas, huevos rotos con jamón o los chocos.