comscore
lunes, 3 octubre 2022 7:30

Enrique Ponce presume de su faceta como padrazo con su hija Bianca

Inmerso en la nueva temporada taurina que promete darle no solo muchas alegrías muchas, sino también la ilusión de volver a los ruedos, Enrique Ponce está empezando a recuperar la normalidad en su vida tras el revuelo inicial que se creó al conocerse su separación de Paloma Cuevas. Enamoradísimo de Ana Soria, el torero no duda en mostrar lo feliz que le hace la almeriense.

Enrique Ponce

Aprovechando su última visita a Madrid y demostrando que es todo un padrazo, el diestro se reunió con su hija pequeña, Bianca – que pronto hará la primera comunión y será la ocasión en la que veremos juntos por primera vez a Enrique y Paloma tras su separación – para disfrutar de una divertida merienda en la que, presumiendo de complicidad y risas, ambos demostraron que mantienen una relación maravillosa.

Muy cariñosos en todo momento, el torero y su hija compartieron confidencias durante el encuentro, aprovechando la ocasión para inmortalizar el momento con un selfie. De lo más divertido, Ponce incluso se atrevió a poner ‘morritos’ en la foto junto a su pequeña, que también le imitó.

Aunque por el momento el divorcio entre Enrique y Paloma aún no estaría firmado, lo cierto es que estas imágenes ponen de manifiesto que la pareja ha decidido mantener una relación cordial por el bien de las dos hijas que tienen en común, Paloma y Bianca, a las que el torero visita cada vez que su ajetreada agenda profesional se lo permite.

Intentando ser discreto con su vida privada y su nuevo amor, Ponce está viviendo una segunda juventud al lado de Ana Soria, con quien disfruta de un día día tranquilo en su nueva casa de Almería y con quien derrocha amor y complicidad en cada una de sus apariciones cuando están a punto de celebrar su primer año de relación. En un discreto segundo plano, la estudiante no le acompañó en esta ocasión en su reencuentro con su hija Bianca, con quien nos ha regalado sus imágenes más tiernas.