comscore
martes, 16 agosto 2022 12:35

Letizia Ortiz y Felipe VI en contra de las monarquías europeas: la diferente educación de sus hijas sonroja al país

Formar a personas es complicado, pero formar a futuros reyes lo es más. Por eso lo de escoger colegios por las Instituciones europeas resulta una ardua tarea. Es, sin duda, una meditada decisión. No solo está en juego que se cuestione el sistema educativo del país, sino también que se evidencien las diferencias entre clases sociales. En lo referido a nuestros monarcas han demostrado que sí confían en el sistema español, a pesar de que sus hijas no cursan sus estudios en ningún colegio público. Letizia y Felipe decidieron continuar con la tradición e inscribir a sus hijas en el colegio Santa María de los Rosales, el mismo en el que se formó el Rey Felipe VI. Es un centro en el que se presta especial atención a los idiomas y la religión.

reina-infantas-12102014-02

Una educación, sin embargo, que difiere con la recibida por la Reina que, en Asturias, sí acudió a un colegio público. Pero , ¿qué sucede allende nuestras fronteras? Los príncipes de Noruega, Haakon y la díscola Mette-Marit, prefirieron que la princesa Ingrid Alexandra, cursase sus estudios en un colegio público  -es conocido que la educación noruega y sueca son de las mejores valoradas-. De hecho, la princesa Estelle, hija de la princesa Victoria de Suecia y Daniel Westling, a pesar de su corta edad, aún acude a la guardería, y lo hace en Äventyret Preschool, donde aprende tanto en inglés como en sueco, lo que la ayudará en el futuro a tener una gran base.

federicohija

Lo mismo ocurre con Catalina Amalia de Orange, heredera al trono de los Países Bajos, muy preocupados, en especial su madre, empeñada en que sus hijos hablen con fluidez el castellano. Tanto Amalia como sus hermanas estudian en escuelas privadas. Mary y Federico de Dinamarca, también confiaron en la educación pública para formar al heredero del heredero Cristián Valdemar, convirtiéndose en el primer heredero del país en confiar su formación en un colegio público danés.

felipematilde

Sin embargo, es la hija de los reyes de Bélgica, Felipe y Matilde, que se convertirá en reina, gracias a la abolición de la Ley Sálica. Sus padres confiaron su formación en Sint- JanBerchmans college, donde recibe clases de neerlandés, además del alemán y francés, idiomas oficiales de Bélgica. Está claro que las monarquías europeas, conscientes de la importancia de los idiomas hacen especial hincapié en que sus hijos los hablen como si de su lengua materna se tratase, además de completar su formación en protocolo y en la historia de su dinastía, la que algún día llevaran el peso a sus espaldas y honrarán su pasado.